Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog de la Dra. Cristina Ortega Casanueva. Unidad de Alergia y Neumología Infantil. Hospital Quirónsalud San José.

  • Alergia a los frutos secos (I)

    La alergia a frutos secos es un tema que preocupa mucho a los padres, por eso hoy explicaré qué se considera fruto seco, cuales son los que más alergia producen, cómo se sensibilizan los niños y en los próximos posts iré abordando qué clínica producen, cuál es su diagnóstico y tratamiento, así como las últimas novedades que hay en este tipo de alergia.

    Alergia a los frutos secosAlergia a los frutos secos

    En primer lugar, comenzaremos definiendo qué denominamos fruto seco. Fruto seco es aquel fruto con un porcentaje de agua inferior al 50% y que generalmente tienen una cáscara dura.

    Cuando hablamos de alergia a frutos secos nos referimos a frutos de cáscara, como son las almendras, avellanas, nueces, anacardos o pistachos, semillas -pipas de girasol, de calabaza, sésamo, piñones- y los cacahuetes. Aunque el cacahuete (también llamado maní) se considera fruto seco, en realidad es una leguminosa, es decir, pertenece a la familia de las legumbres.

    Seguro que cuando habéis leído la lista, alguno ha echado de menos las castañas.

    La castaña no es estrictamente un fruto seco porque presenta un porcentaje mayor de agua, como tampoco son frutos secos los altramuces, porque al igual que el cacahuete, es una leguminosa.

    En las bolsas de frutos secos tipo "cóctel" (mezcla de diferentes frutos de cáscara), también se pueden encontrar garbanzos duros y quicos.

    Ninguno de ellos son frutos secos: el garbanzo es una leguminosa y los quicos de maíz, pertenecen a la familia del cereal.

    En los niños pequeños la alergia alimentaria más frecuente es a la leche de vaca y al huevo. La alergia a los frutos secos aparece de forma más tardía (3-4 años) porque en nuestro medio se suelen introducir más tarde en la alimentación.

    Muchos me comentáis en la consulta en qué momento un niño pequeñito ha podido llegar a sensibilizarse con los frutos secos si nunca ha tomado el fruto seco como tal.

    Pues veréis, existen casos en los que el niño puede sensibilizarse sin que seáis conscientes. ¿Cómo? A través de alimentos que contienen frutos secos "ocultos" como galletas, chocolates..

    Cualquier fruto seco puede llegar a producir alergia pero hay algunos que la producen con más frecuencia que otros.

    La alergia a las nueces es la alergia a los frutos secos que con mayor frecuencia muestran los niños españolesEste enlace se abrirá en una ventana nueva.

    Otros frutos secos que producen también muy frecuentemente alergia en nuestro medio son el cacahuete y la avellana.

    Y hay otros, también de consumo muy habitual como la almendra o las pipas de girasol, que se toleran mejor y suelen dar menos alergia.

    ¿Sabéis por qué son estos y no otros? Pues porque principalmente, son los que más se consumen.

    La frecuencia de las alergias a alimentos depende de las costumbres alimentarias de cada país. Cuanto más extendido es el consumo de un alimento,más casos de alergia pueden encontrarse.

    http://www.seicap.es/es/-qu%C3%A9-es-la-alergia-a-frutos-secos-_23963Este enlace se abrirá en una ventana nueva

  • Alergia a la humedad: hongos

    ¡Feliz año!

    Espero que hayáis tenido unas navidades felices y segurasEste enlace se abrirá en una ventana nueva.

    Para no dejar sin acabar los temas, retomamos los hongos. Si ya hablamos de cuales son los que más producen alergia, cuáles son los síntomas y qué precauciones que hay que adoptar, en esta ocasión os contaré cómo se tratan.

    Alergia a la humedad: hongosAlergia a la humedad: hongos

    En primer lugar, el pediatra alergólogo os dará información sobre la prevenciónEste enlace se abrirá en una ventana nueva.

    Como tratamiento farmacológico, pautará uno semejante al que se marca habitualmente para casos de alergia a pólenes, epitelios de animales o ácaros. Esto es, antihistamínicos vía oral u oculares, corticoides tópicos nasales y, siempre que se precise, inmunoterapia, es decir, "las vacunas de la alergia".

    En el caso de la alergia a hongos disponemos de vacunas para administración subcutánea y sublingual. Su eficacia clínica ha sido demostrada siempre que se realice una indicación correcta.

  • ¡Ya está aquí la Navidad!

    La alegría, la ilusión, la generosidad…en definitiva, el espíritu de la Navidad ya se percibe.

    En breve llegarán los regalos y muchas cosas ricas, como los turrones, los polvorones, los mazapanes y menús diferentes a los habituales, como la pularda rellena, pescado al horno, el marisco fresco…

    Quiero despedir el 2019 y darle la bienvenida al 2020 con un deseo para todos los niños alérgicos: os deseo salud, amor, felicidad y, sobre todo, unas fiestas felices, divertidas y sin riesgos de reacciones alérgicas.

    Las comidas fuera de casa hacen más difícil que los padres podáis controlar los alérgenos ocultos en los alimentos (leche, huevo, frutos secos, marisco...).

    SEICAP (Sociedad Española de Inmunología Clínica, Alergología y Asma Pediátrica) nos ofrece varios consejos para poder disfrutar de unas navidades segurasEste enlace se abrirá en una ventana nueva.

    Si queréis descargaros el decálogo para no perderos ningún punto aquíEste enlace se abrirá en una ventana nueva podéis hacerlo.

    Navidad 2019Navidad 2019

    Navidad 2019Navidad 2019

    Y para aquellos a los que les gusta que se lo cuenten con imágenes, no os perdáis este video tan ilustrativo. ¡A mi me ha encantado!

    Navidad 2019. Este enlace se abrirá en una ventana nuevaNavidad 2019Este enlace se abrirá en una ventana nueva

    Otras reacciones no alimenticias

    Los niños con asma y alergia al polen de cupresáceas deben de tomar también precauciones. El ambiente frío puede desencadenar un broncoespasmo, así como una mayor exposición a sustancias irritantes como el tabaco.

    Por eso, en espacios cerrados hay que evitar fumar delante de los niños y al salir con ellos al exterior, se les ha de abrigar muy bien, sin que falte la bufanda (que tape parcialmente la boca para "que no traguen el frío").

    La alteración de la rutina de horarios de los pequeños puede que haga que se nos olvide administrar la medicación con el inhalador; por eso, estad atentos y poned en casa algún recordatorio: la cámara encima de la cama antes de acostar a vuestros hijos o al lado del cepillo de dientes, una notita…

    Y por último: los niños con alergia a los ácaros y los hongos, deben tener cuidado con los abetos naturales o los árboles de navidad artificiales, pues acumulan polvo y moho..

    Así que, con todas estas precauciones, disfrutad mucho de estas fiestas tan maravillosas.

    ¡¡ FELIZ NAVIDAD!!

    ¡¡Nos vemos en 2.020!!


  • Alergia a la humedad: precauciones a tomar

    Ante cualquier niño que presente picor de ojos, estornudos, moqueo o síntomas de asma (tos, pitidos en el pecho, fatiga respiratoria) sin un claro patrón estacional, hemos de sospechar que pueda tener alergia a los hongos.

    Esta sospecha adquiere más peso si observamos que, cuando el niño entra en ciertos espacios como piscinas climatizadas o establos, existe una exacerbación de los síntomas.

    Alergia a la humedad: precauciones a tomarAlergia a la humedad: precauciones a tomar

    El microclima de estos lugares (humedad alta, almacenamiento de materia orgánica, calor y, en ocasiones, falta de luz) produce que las concentraciones de esporas fúngicas puedan alcanzar niveles elevados y cuando los niños entran en dichos espacios, presenten los síntomas anteriormente descritos.

    Tras una buena anamnesis (por eso es tan importante que tengáis un diario de síntomas y apuntéis todos los detalles) el método de confirmación, al igual que con otros aeroalérgenos (pólenes, ácaros, caspa o epitelios de animales), son las pruebas cutáneas y de laboratorio (IgE especifica).

    Precauciones debe tener el niño alérgico a los hongos

    Los niños alérgicos a los hongos deben evitar, en la medida de lo posible:

    • Estar en contacto con vegetación muerta o en estado de descomposición.
    • Remover las hojas caídas en el suelo en otoño.
    • Manipular cualquier tipo de granos o entrar en lugares de almacenamiento de estos, de vegetales y de alimentos en general.
    • Caminar por zonas rurales los días soleados y ventosos, sobre todo en las épocas de cosecha.

    Alergia a la humedad: precauciones a tomarAlergia a la humedad: precauciones a tomar

    Una recomendación que los papás podéis adoptar es evitar tener vegetación densa próxima al lugar de residencia y en el interior de la vivienda debéis procurar:

    • Mantener seca la ducha o el baño, las mamparas, las cortinas, las alfombrillas, las toallas y, en general, todo el cuarto de aseo.
    • No usar esponjas de baño.
    • No guardar la ropa o el calzado húmedos en armarios o zonas poco ventiladas.
    • Preferencia por las fibras sintéticas sobre el algodón u otros productos textiles en alfombras y cortinas.
    • Evitar la formación de manchas de humedad en paredes o ventanas.
    • Usar pinturas antifúngicas o aerosol de fungicidas si hay zonas con tendencia a presentar humedad.
    • No dejar alimentos fuera del frigorífico durante mucho tiempo.
    • Eliminar las bolsas de basura diariamente.
    • Si se poseen plantas de interior, vigilar el buen estado de las hojas y de la tierra, asegurándose de que no haya signos de putrefacción o contaminación por hongos.
    • Evitar la presencia y la acumulación de polvo en la vivienda.
    • Aspirar el dormitorio diariamente.
    • Es recomendable mantener una humedad relativa por debajo del 60%, absteniéndose del uso de humidificadores ambientales.
    • Usar, si es necesario, deshumidificadores, pero con estrecha vigilancia del aparato para evitar contaminaciones.
    • Si hay aire acondicionado, limpiarlo con frecuencia y cambiar regularmente los filtros de agua.

    En el próximo post os contaré cual es el tratamiento para combatir la alergia a los hongos.

    Cualquier duda que tengáis, ¡no dudéis en escribirnos al blog!.

  • Alergia a la humedad

    Alergia a la humedadAlergia a la humedad

    Una de las entradas que más comentarios ha generado por parte de los lectores del blog ha sido "la alergia a la humedad".

    https://www.quironsalud.es/blogs/es/alergia-mochila/alergia-humedad-alergia-hongos-i

    Como estos días estamos pasados por agua y no hace excesivo frío -aunque los últimos días ha cambiado la tendencia-, los niños con alergia "a la humedad" empiezan ya a tener clínica.

    Por eso, prestad atención:

    Si notáis que el niño presenta tos, picor de ojos, estornudos o moqueo constante en estos días lluviosos, más húmedos y/o con niebla, pueda que tenga alergia a los hongos.

    ¿ Hay hongos habitualmente en el ambiente?

    Los hongos aparecen si la temperatura y la humedad son favorables. Cuando sus esporas están en el aire entran en contacto con las mucosas de los pacientes (nariz, ojos, bronquios) y son las que producen las reacciones alérgicas.

    ¿Todos los hongos producen alergia?

    Hay muchas especies de hongos en el ambiente, pero son pocos los que producen alergia.

    Los principales hongos alergénicos son: Alternaria, Aspergillus, Cladosporium y Penicillium.

    Alternaria y Cladosporium predominan en el exterior. Penicillium y Aspergillus son más abundantes en el interior de las viviendas. Alternaria alternata o tenuis es uno de los más pródigos y el que generalmente vemos en la consulta. Suele predominar en ambientes exteriores y la liberación de sus esporas alcanza sus picos en días secos a finales de verano y otoño.

    ¿Dónde habitan y de qué factores dependen su crecimiento y dispersión?

    El tiempo húmedo favorece su crecimiento y cuando es soleado y ventoso contribuye a la diseminación de las esporas. En climas cálidos y húmedos los hongos están muy presentes a lo largo de todo el año. En zonas templadas, existe mayor concentración a finales de verano.

    Los hongos son capaces de descomponer y degradar la celulosa, el almidón y la materia orgánica, por lo que la presencia de ésta favorece su crecimiento (graneros, establos, invernaderos, silos, almacenes de alimentos).

    Los niños con alergia a hongos deben evitar todos los lugares cerrados donde se percibe el clásico olor a humedad, a moho.

    ¿Es recomendable usar humidificadores?

    Esta es una pregunta que siempre me hacéis en la consulta y siempre os contesto lo mismo: lo son para algunos procesos infecciosos y para evitar la sequedad de las mucosas, pero no se debe abusar de ellos. Y es que los hongos crecen en los humidificadores o en los filtros de los sistemas de aire acondicionado y se pueden diseminar con facilidad por toda la vivienda.

    También observaréis que algunos niños empeoran cuando viajan a la costa; esto ocurre debido a la elevada humedad de esas zonas y de ahí que exista un mayor riesgo de presentar síntomas.

    Síntomas más comunes

    Los hongos pueden producir las mismas reacciones alérgicas que los pólenes, los ácaros o los epitelios de animales, aunque existe una importante diferencia: los síntomas no tienen el carácter periódico y estacional típico de la alergia a los pólenes, ya que la presencia de las esporas en la atmósfera se puede extender a lo largo de todo el año, y sus concentraciones dependen del viento, la humedad o la temperatura, así como del lugar donde se encuentre el paciente (aire libre o interior).

    Los síntomas que los niños pueden presentar abarcan desde la rinoconjuntivitis (picor óculo-nasal, enrojecimiento de los ojos, lagrimeo, congestión nasal, estornudos y mucosidad generalmente líquida) a la tos seca o, incluso, el broncoespasmo en los casos más severos.

    En el próximo post os seguiré hablando de la alergia a los hongos y os contaré cuál es el tratamiento y qué precauciones debéis adoptar para evitar este alérgeno.

74 resultados
Buscador de Alergia en la mochila
Sobre este blog

Blog sobre alergia y neumología infantil en la que se describen los síntomas y se ofrecen consejos útiles y prácticos a los padres de niños alérgicos para detectar y tratar este trastorno de sus hijos.

Archivo del blog
Nube de etiquetas
Colaboraciones

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.