Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog Materno infantil de los Hospitales Quirónsalud Murcia y Valencia

  • Razones por las que acudir a tus revisiones ginecológicas anuales

    Muchas mujeres postponen la visita al ginecólogo por diferentes razones, entre ellas el miedo. A día de hoy sigue existiendo cierto tabú, incomodidad, pereza, angustia, con respecto a las visitas al ginecólogo.


    Diferentes sensaciones negativas surgen en la mente de las mujeres cuando piensan en un chequeo ginecológico. La mayoría de las cuales vienen de la mano de ideas preconcebidas, falta de información y la sensación de no poder depositar toda su confianza en un médico especialista en ginecología.



    Revisiones ginecológicas anuales



    Para empezar, decir que desde el punto de vista de la medicina curativa (o dirigida a tratar la enfermedad), su finalidad es la de detectar alteraciones en el aparato reproductor (de nacimiento o adquiridas) y tratarlas cuando proceda. Esto incluye malformaciones, infecciones, cáncer y lesiones precancerosas…


    Desde el punto de vista preventivo, tiene importancia para recordar hábitos saludables, dar recomendaciones acerca de salud sexual, Este enlace se abrirá en una ventana nuevacomo es la prevención de infecciones, enfermedades, planificar embarazo, nutricionales… Y también aclarar dudas posibles dudas que le surgen a la paciente.


    ¿Por qué realizarse la revisión anual en el ginecólogo?


    Las revisiones anuales a las que se someten las mujeres tienen dos objetivos principales.


    La prevención, muchas enfermedades que pueden aparecer en el aparato reproductor femenino no tienen síntomas aparentes, en estas revisiones ayudarán a detectarlo a tiempo, ya que cuando estos aparecen quiere decir que la enfermedad está avanzada y por tanto el tratamiento puede ser más complicado.


    Por tanto, detectar los factores de riesgo es importante para prever cualquier problema de salud.


    Por otra parte, estas visitas anuales al ginecólogo facilitan el diagnóstico precoz ya que se realiza una evaluación para poder comprobar el estado y detectar patologías que puedan requerir tratamiento.


    Gracias a las revisiones anuales ginecológicas se pueden detectar enfermedades tanto de transmisión sexual, como cáncer ginecológico o de mama.



    Razones por las que realizarte una revisión ginecológica


    Además de por tu salud, es importante que sepas cuáles son las señales que tu cuerpo te da para que acudas a tu revisión con el ginecólogo.


    • Después de tu primera relación sexual.
    • Dolores durante el periodo.
    • Dolor durante las relaciones sexuales.
    • Molestias al orinar.
    • Mal olor y comezón en tu zona íntima.
    • Bultos en el pecho.
    • Bultos en los labios vaginales.
    • Sangrado irregular.
    • Menopausia.

    Cuándo ir al ginecólogo por primera vez



    La edad de inicio o la ideal para comenzar con las revisiones ginecológicas hoy en día es relativa. En casos en los que se presenten alteraciones menstruales, anormalidad del desarrollo genital o mamario habría que visitar al ginecólogo antes de las primeras relaciones sexuales.


    Es importante para la mujer acudir antes del inicio de las relaciones sexuales para tener información acerca de prevención de infecciones o embarazo.


    Una vez iniciada la actividad sexual, conviene hacer controles periódicos, la frecuencia de las revisiones ginecológicas variará en función de cada mujer.


    Una de las preguntas más frecuentes es justamente la periodicidad de las mismas. Si se trata de revisiones rutinarias en una mujer sin síntomas y sin patología, es decir, sin la presencia de enfermedades, puede variar según el ámbito (público, privado), los antecedentes familiares o personales de la mujer y su edad. Como norma general y pensando en el ginecólogo como médico de cabecera de la mujer, sería ideal hacerla cada año, aunque no se requiera de realizar siempre pruebas especiales.



    ¿Cómo son las revisiones ginecológicas?


    Las revisiones ginecológicas son muy temidas entre las mujeres ya que se tiene la creencia de que van a ser dolorosas y molestas. Debido a esto muchas mujeres posponen sus revisiones con el ginecólogo por ese temor.


    En la visita al ginecólogo se pueden hacer diferentes exploraciones para comprobar tu estado de salud.


    Puede que realicemos exploración mamaria, tanto de forma visual para descartar asimetrías o lesiones en la piel, pezones, así como la palpación de los pechos para detectar masas, dolor, o cualquier secreción anormal. Es importante la autoexploración mamaria para poder detectar a tiempo cualquier anomalía, por ello también es importante que tu médico lo haga.


    También te realizaremos una exploración de los genitales, externamente, con la que podemos comprobar la distribución del vello o detectar la presencia de bultos.


    En el caso de que la mujer haya iniciado su vida sexual, se le realizará una valoración con espéculo en busca de: secreciones anormales, lesiones en el cuello del útero y toma de muestras, para la citologíaEste enlace se abrirá en una ventana nueva. Por otra parte, se le podrá realizar pruebas como el ultrasonido o ecografía (abdominal o vaginal) para valorar el útero (tamaño, forma, tumores) y los ovarios.


    Citología en las revisiones ginecológicas



    Una de las pruebas que realizamos durante la visita, a partir de inicio de relaciones sexuales y de los 25 años, suele ser la citología. Con esta prueba lo que buscamos es la obtención de células procedentes del cuello del útero y de la vagina para su análisis en el microscopio y su utilidad consiste en la identificación precoz de anomalías que podrían progresar a lesiones cancerosas.


    Desde hace unos años ha cobrado importancia la prueba de VPH (Virus de Papiloma Humano)Este enlace se abrirá en una ventana nueva, para identificar a mujeres con riesgo de desarrollar cáncer de cuello uterino, y cuya realización recomendamos a partir de los 35 años (o antes en caso de alteraciones en la citología) y con una periodicidad de 5 años en caso de ser negativa.


    La muestra puede tomarse durante la realización de la toma citológica y no resulta dolorosa.


    Para finalizar, se suele prescribir la realización de pruebas complementarias, a realizar por otros departamentos, como analítica sanguínea, mamografía ( a partir de los 40-45 años o antes en caso de considerarse necesario) , ecografía mamaria (como complemento a la mamografía) y las pruebas de imagen o analíticas que se requieran para completar el diagnóstico.


    El temor a los hallazgos anormales muchas veces retrasa la asistencia de la mujer a la consulta, pero debemos tener en mente que un diagnóstico precoz puede mejorar el pronóstico en muchos casos.


    En Quirónsalud contamos con una Unidad de Ginecología en la que realizamos revisiones ginecológicas, recuerda que el miedo a realizarte una revisión puede retrasar el diagnóstico de cualquier problema de tu salud.


    Texto elaborado por la doctora Natalia SiegertEste enlace se abrirá en una ventana nueva, ginecóloga del hospital Quirónsalud Torrevieja y AlicanteEste enlace se abrirá en una ventana nueva


  • El tratamiento para extirpar las lesiones en el cuello del útero

    La conización cervical o biopsia en cono es una cirugía para extraer una muestra de tejido anormal del cuello uterino. Generalmente se realiza a mujeres a las que se ha diagnosticado una lesión precancerosa o premaligna en el cuello del útero.

    Estas lesiones aparecen (en su mayoría) como consecuencia de una infección persistente por el virus del papiloma humano (VPH), que se adquiere mayormente por contacto sexual.


    ¿Para qué sirve la conización cervical?


    El objetivo de la conización cervical es doble:

    1) Tratamiento preventivo de cáncer de útero

    La conización ayuda en el tratamiento de lesiones premalignas del cuello del útero, cuya evolución espontánea, en algunos casos, puede suponer un riesgo de desarrollar cáncer de cuello de útero. Por tanto, es un tratamiento preventivo de este tipo de cáncer.

    2) Diagnóstico de cáncer de útero

    Diagnóstico definitivo de la lesión y, en casos excepcionales, permite descartar la existencia de un cáncer de cuello de útero muy incipiente.

    Resultados de la conización:

    Después del tratamiento la lesión la paciente puede quedar totalmente curada, esto ocurre generalmente en más del 90% de los casos. En algunos casos dicha lesión puede reaparecer al cabo de un tiempo.

    En general, las mujeres tratadas de una lesión cervical premaligna presentan una mayor probabilidad de tener nuevas lesiones o cáncer, por lo que se aconseja realizar revisiones y controles más estrictos.

    Los motivos que explican la aparición de nuevas lesiones después de una

    conización son:

    1. Persistencia de una lesión residual, generalmente asociada a una extirpación incompleta.
    2. Persistencia de la infección por VPH. Se observa en el 10-30% de los casos a los 6 meses del tratamiento e implica un mayor riesgo de reaparición de la lesión.
    3. Adquisición de una nueva infección por el mismo tipo de VPH que ocasionó la lesión o por otro diferente con capacidad para producir cáncer y lesiones precancerosas, lo que puede dar lugar al desarrollo de una nueva lesión.

    Procedimiento de la conización del cuello uterino

    La conización es indolora ya que para su realización se administra:

    1) Anestesia local en el propio cuello del útero. La única molestia durante la intervención puede estar causada por el separador vaginal necesario para poder ver bien el cuello. Es la técnica más utilizada ya que es mínimamente invasiva y se realiza de manera ambulatoria, por lo que no es necesario que te quedes ingresada.

    2) O bien: anestesia regional o general, peridural o intradural o sedación con anestesia endovenosa. Requiere la participación de un anestesista y suele realizarse de manera ambulatoria.

    La conización consiste en la extirpación en forma "cónica" de la parte externa del cuello del útero o exocérvix (base del cono) y una parte interna correspondiente al canal o endocérvix (vértice del cono).

    Puede hacerse con diferentes técnicas. Una de las más utilizadas es con asa de diatermia: en este procedimiento se utiliza un alambre muy delgado en forma de asa , conectado a un generador de corriente eléctrica de alta frecuencia, lo cual permite eliminar con gran precisión el área afectada en el cérvix. Debido a esta alta precisión, y al diámetro reducido del asa utilizada, el daño causado a los tejidos normales que rodean el área afectada es mínimo. Los vasos sanguíneos se coagulan simultáneamente, reduciendo o evitándose así el sangrado producido por el procedimiento.

    La conización es indolora, siendo un procedimiento ambulatorio, que solo precisa una estancia de unas 2-3 horas hasta que ocurra la recuperación de la anestesia.

    Embarazo tras la conización uterina

    En estudios realizados recientemente, no ha podido demostrarse que realización de una conización interfiera con la fertilidad. Aunque se ha descrito en algunos casos consecuencias para las mujeres que se someten a ella. Estas pueden darse meses o años tras el tratamiento.

    Estas consecuencias pueden ser:

    Estrechamiento del canal cervical.

    Excepcionalmente la herida al cicatrizarse estrecha excesivamente el canal del cuello del útero provocando dificultad para la menstruación o para quedar embarazada.

    Abortos o partos prematuros.

    El efecto de la conización es controvertido en este tipo de complicaciones que ya de por sí son frecuentes en la población general de embarazadas no sometidas a conización. El debilitamiento del cuello uterino después de conizaciones amplias o varias conizaciones por reaparición de la lesión explicaría que en algunos casos se produzcan abortos en el segundo trimestre o partos prematuros.

    No se ha demostrado ningún efecto sobre la vida sexual.

    Recomendaciones para reducir nuevas lesiones tras la conización cervical

    Como se ha mencionado hay un porcentaje de mujeres que tras la conización vuelve a sufrir de nuevo una lesión. Con el fin de reducir estas nuevas lesiones los ginecólogos de Quirónsalud Torrevieja recomiendan a sus pacientes:

    Uso de preservativos

    Se aconseja su utilización durante los 6 primeros meses después de la conización

    Controles posteriores con citologías / prueba de papiloma y/o colposcopia, para saber qué pacientes siguen teniendo como factor de riesgo el VPH.

    Tras obtener los resultados, el médico aconsejará si es conveniente seguir utilizándolo.

    Píldora anticonceptiva.

    Se ha demostrado un mayor riesgo de persistencia del VPH entre las usuarias a largo plazo de este método.

    La recomendación de dejar los anticonceptivos tiene mayor sentido si hasta la desaparición del VPH se utiliza el preservativo.

    Dejar de fumar

    Se ha demostrado que el consumo de tabaco interfiere con la capacidad del sistema inmune para defenderse frente al VPH, predisponiendo a la infección persistente y por tanto a la aparición de nuevas lesiones.

    Vacunación frente al cáncer de cuello de útero

    Tener la dosis completa de esta vacuna puede reducir entre el 60-80% el riesgo de nuevas lesiones en mujeres previamente tratadas mediante conización cervical.

    En Quirónsalud contamos con un equipo de ginecólogos capaces de detectar cualquier patología en el útero y llevar a cabo su tratamiento.


    Texto elaborado por la doctora Natalia Siegert, ginecóloga de Quirónsalud Torrevieja






  • El cambio natural de tu cuerpo durante la menopausia, te contamos qué sucede y cómo aliviar los síntomas.

    La menopausia se define como el momento que marca el final de los ciclos menstruales, el final de la regla. Su diagnóstico se realiza después de que hayan transcurrido doce meses sin que la mujer tenga un período menstrual.

    La menopausia es un proceso biológico natural. Sin embargo, los síntomas físicos, como los sofocos y los cambios emocionales de la menopausia, pueden alterar el sueño, disminuir la energía o afectar la salud emocional. Hay muchos tratamientos eficaces disponibles: desde ajustes en el estilo de vida hasta terapia hormonal.

    Con motivo del Día Mundial de la Menopausia, celebrado cada año el 18 de octubre, desde Quirónsalud queremos hablar sobre este cambio natural que sucede en el cuerpo de la mujer.

    a-woman-cooling-down-with-a-fan-and-glass-of-water-2021-08-30-06-55-06-utc-min (1)a-woman-cooling-down-with-a-fan-and-glass-of-water-2021-08-30-06-55-06-utc-min (1)


    ¿A qué edad se retira el periodo?

    La menopausia puede producirse entre los 40 y 50 años, pero la edad promedio es a los 51 años en España, según datos de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM).

    La menopausia suele ocurrir naturalmente, con mayor frecuencia después de los 45 años. Lo que sucede en el cuerpo de la mujer es que los ovarios dejan de producir las hormonas estrógeno y progesterona.


    La premenopausia y sus síntomas

    La premenopausia se refiere al tiempo durante el cual el cuerpo produce la natural transición a la menopausia marcando el final de los años reproductivos de la mujer.

    En los meses o años anteriores a la menopausia (perimenopausia), es posible que la mujer pueda experimentar algunos de estos signos y síntomas:

    · Irregularidad en el periodo menstrual.
    · Sequedad vaginal.
    · Sofocos.
    · Escalofríos.
    · Sudores nocturnos.
    · Problemas para dormir.
    · Cambios en el estado de ánimo.
    · Aumento de peso por metabolismo lento.
    · Cabello más fino y piel seca.
    · Pérdida en el volumen de los senos.

    ¿Cómo me doy cuenta que estoy en la menopausia?

    Una de las consultas frecuentes de las mujeres es cómo saber si están en la menopausia o cómo les va a indicar su cuerpo que han entrado en esta etapa.

    Los signos y síntomas son diferentes en cada mujer. Entre ellos podemos mencionar los cambios en la menstruación, y estos pueden variar entre mujeres.

    Sin embargo, lo más probable es que se experimenten algunas irregularidades en los períodos menstruales antes de que se corten.
    No tener el período durante la perimenopausia es frecuente y esperable. La regla suele saltarse un mes y regresar, o saltarse varios meses y luego comenzar ciclos mensuales nuevamente durante unos meses. Los períodos también suelen tener ciclos más breves, por lo tanto, son más seguidos.

    Con todo esto, hay que tener en cuenta que pese a los períodos menstruales irregulares, el embarazo es posible.

    woman-listening-doctor-2021-08-29-14-11-43-utc-min (1)woman-listening-doctor-2021-08-29-14-11-43-utc-min (1)

    Posibles causas de la menopausia

    Deterioro de las hormonas reproductivas de forma natural; conforme van pasando los años y la mujer se acerca a los cuarenta, los ovarios comienzan a producir menos estrógenos y progesteronas, estas son las hormonas que regulan la menstruación, por lo que la fertilidad disminuye.

    Tras una cirugía para extirpar los ovarios, esto provoca la menopausia inmediata. Es probable que se presenten sofocos, y otros signos y síntomas de la menopausia. Estos pueden ser graves, ya que estos cambios hormonales ocurren de forma abrupta en lugar de aparecer progresivamente durante varios años.

    Tras una histerectomía, es decir la cirugía para extirpar el útero, no provoca la menopausia de inmediato. A pesar de que ya no tienes períodos menstruales, los ovarios todavía liberan óvulos y siguen produciendo estrógeno y progesterona.

    Tratamientos de radioterapia o quimioterapia, estas terapias contra el cáncer pueden inducir la menopausia. Después de la quimioterapia, la interrupción de la menstruación (y de la fertilidad) no siempre es permanente. Por su parte, la radioterapia, sólo afecta la función ovárica si la radiación se dirige a los ovarios. La radioterapia dirigida a otras partes del cuerpo, como el tejido mamario o la cabeza y el cuello, no afectará la función ovárica.

    Insuficiencia ovárica, cerca del 1 % de las mujeres experimenta la menopausia antes de los 40 años como resultado de una insuficiencia ovárica prematura, debido a factores genéticos o a una enfermedad autoinmunitaria.

    overworked-tired-old-lady-holding-glasses-feeling-2021-09-02-07-16-05-utc (1)overworked-tired-old-lady-holding-glasses-feeling-2021-09-02-07-16-05-utc (1)

    ¿Qué le ocurre a mi cuerpo con la menopausia?

    Entre los cambios que se producen en el cuerpo de la mujer como; el descenso de las hormonas sexuales, estrógenos y progesterona, ocurren diversos cambios en el cuerpo de la mujer.


    A nivel de los huesos, al disminuir los estrógenos, que juegan un papel protector, se intensifica la descalcificación y esto puede causar osteoporosis, los huesos se vuelven frágiles y se quiebran con más facilidad .


    En la piel, la disminución de estrógenos conlleva a la disminución del colágeno, elemento importante en la estructura de la piel y tejidos conectivos, esto causa que la piel se seque y quede menos tersa, lo que puede favorecer las heridas, las irritaciones y otras lesiones dérmicas.
    Debido a esto, se acentúan las líneas de expresión, haciéndose más notables las arrugas.


    El tejido conectivo de las encías y los dientes también se debilita, lo que puede causar la caída de los dientes y problemas de encías.

    Es frecuente que durante la menopausia las mujeres se sientan irritadas, apáticas o con ganas de llorar. Se debe a los cambios hormonales, que necesitan asentarse.

    Por otra parte, la menopausia puede afectar tanto a la cantidad como a la distribución de la grasa corporal, y el cambio es mayor en las mujeres que llevan una vida sedentaria.


    Cuidados en la alimentación durante la menopausia

    Existen varios cambios en el estilo de vida que debe realizar en la menopausia para reducir los síntomas, entre los cuales se encuentra los cambios en la dieta:

    · Aumentar el consumo de alimentos ricos en calcio como la leche y productos lácteos desnatados.
    · Consumir productos vegetales, frutas y verduras.
    · Consumir legumbres, incluyendo la soja al menos 2 veces a la semana.
    · Consumir de fibra, sin excederse, pues el alto consumo de fibra en la dieta puede reducir la absorción de calcio.
    · Limitar la ingesta de sodio, sobre todo si es hipertensa.
    · Limitar el consumo de alimentos animales ricos en grasas saturadas.
    · Limitar el consumo de cafeína, ya que puede incrementar el calcio en la orina y limitar su absorción.


    Recuerda visitar periódicamente a tu médicoEste enlace se abrirá en una ventana nueva para el cuidado preventivo de tu salud y para ocuparte de toda inquietud de tipo médico. Sigue acudiendo a estas citas durante y después de la menopausia.


    Texto elaborado por la Dra. Solayne NavasEste enlace se abrirá en una ventana nueva, Unidad de Ginecología Quirónsalud MurciaEste enlace se abrirá en una ventana nueva

  • Pólipos en el endometrio, que son, causas y cómo tratarlos

    Los pólipos endometriales son crecimientos excesivos del endometrio. La mayoría de pólipos endometriales, también llamados pólipos uterinos, no son cancerosos y no provocan molestias. Es por esto que la mayoría de los pólipos se detectan cuando las pacientes acuden a sus revisiones programadas.

    Los pólipos son crecimientos con forma de dedo que se adhieren a la pared del útero. Estos pueden ser tan pequeños como una semilla de sésamo o tan grandes como una pelota de golf. Es posible que haya un pólipo o muchos pólipos.

    PolipectomíaPolipectomía

    Causas de los pólipos endometriales

    En un 90% de las ocasiones las causas de los pólipos endometriales es una sobre estimulación hormonal de las glándulas del endometrio.

    En muy pocas ocasiones sobre todo en mujeres postmenopáusicas podría ser el origen de una neoplasia endometrial.

    La mayoría de pólipos endometriales no son cancerosos. Muy pocos pueden ser cancerosos o precancerosos. La probabilidad de sufrir de cáncer es mayor si está en la etapa posterior a la menopausia o tiene períodos abundantes o irregulares.

    Otros factores que pueden incrementar el riesgo tener de pólipos endometriales son:

    - La obesidad.

    - Terapia de reemplazo de hormonas posterior a la menopausia.

    Podemos decir, que los pólipos endometriales son comunes en mujeres entre los 20 y los 40 años.

    Cómo detectar un pólipo

    En caso de tener reglas más abundantes o irregulares, sangrado en la postmenopausia o dificultades para conseguir quedarte embarazada, lo recomendable es acudir a tu ginecólogo para realizarte una exploración y realizarte las pruebas necesarias para el diagnóstico.

    En la consulta tu ginecólogo te realizará una ecografía transvaginal y una histeroscopia. Estas pruebas son rápidas e indoloras y gracias a estas los médicos confirmarán o descartarán la presencia de pólipos y en caso de haber, se podrá comprobar el tamaño, número y localización exacta.


    Síntomas de los pólipos

    La sintomatología de los pólipos endometriales es muy variada. Pueden ser absolutamente asintomáticos y su diagnóstico un hallazgo en una revisión rutinaria hasta en otras ocasiones producir sangrado menstrual abundante, sangrado Intermenstrual, dolor durante la menstruación y problemas de fertilidad.


    Qué es una polipectomía

    Una polipectomía consiste en la en la extirpación quirúrgica de los pólipos endometriales es una cirugía que puede realizarse consulta y sin anestesia hasta en el quirófano dependiendo del tamaño del pólipo, la cantidad de ellos y la ubicación dentro del útero.

    La realización de una polipectomía es ofrecida a las pacientes para mejorar la sintomatología por la que vienen a la consulta. Su extirpación quirúrgica mejora los sangrados abundantes ante las menstruaciones los sangrados entre 2 menstruaciones y también restablece la anatomía normal de la cavidad endometrial en aquellas mujeres que presentan algún problema de fertilidad.

    Extirpación de pólipos

    La cirugía mediante la cual se extirpan los pólipos endometriales se denomina histeroscopia. Esta técnica consiste en introducir una cámara dentro de la cavidad endometrial lo que permite visualizar los pólipos y extirparlos.

    Cuándo extirpar los pólipos endometriales

    Una vez diagnosticado el pólipo, para decidir si es conveniente extirparlo o solo mantener un seguimiento periódico, hay que tener en cuenta si se tienen síntomas o no, el tamaño, la cantidad, la edad de la paciente y si desea quedarse embarazada. Haber llegado a la menopausia es uno de los factores que se tienen en cuenta.

    Estas son algunas de las pautas que siguen los médicos de Quirón salud a la hora de decidir si se realiza una histeroscopia quirúrgica para extirpar un pólipo endometrial:

    Si la paciente no ha llegado a la menopausia, el pólipo es pequeño y no provoca síntomas, se puede hacer un seguimiento periódico para controlar su evolución.

    Si la paciente no ha llegado a la menopausia y no tiene síntomas, pero tiene varios pólipos o este crece, es recomendable quitarlo para no correr riesgos.

    Si se ha llegado a la menopausia, aunque el pólipo sea pequeño y no provoque síntomas, los ginecólogos de Quirón estudiarán la posibilidad de extirparlo para evitar riesgos de malignidad.

    Si la paciente quiere quedarse embarazada y no lo consigue, es recomendable extirpar el pólipo.

    Si tiene síntomas, sea cual sea tu edad, conviene extirpar el pólipo.

    Cuidados después de la intervención

    La histeroscopia quirúrgica es considerada una cirugía mayor ambulante. Las pacientes que son sometidas a una histeroscopia quirúrgica son dadas de alta el mismo día de la cirugía y en un periodo de 48 a 72 horas recuperan su vida normal.

    En los centros de Quirónsalud contamos con unidades de ginecología preparadas para detectar y tratar los casos de pólipos. Si presentas alguno de los síntomas que se han hablado te recomendamos que visites tu centro de Quirónsalud más cercano.

    Texto elaborado por el doctor Rodolfo Martín, jefe del Servicio de Ginecología de Quirónsalud Alicante y Torrevieja

Buscador de La gran aventura de ser madre
Sobre este blog

Un espacio materno infantil donde se resuelven las dudas frecuentes sobre la aventura de ser madre, desde el inicio hasta que nace el bebé. Hablamos de Pediatría, partos, lactancia, reproducción asistida, etc... Cómo cuidarte antes, después y durante el embarazo, qué necesitas y cómo prepararte para la llegada de tu bebé, sus cuidados, su alimentación y todo lo que quieras saber para esta nueva etapa que comienza lo encontrarás en nuestro blog. Un espacio donde cambiamos pañales, tenemos chupetes y te ayudamos a preparar el biberón para tu pequeño. Bienvenid@ a nuestra aventura, bienvenid@ a la etapa más emocionante de tu vida, ser mamá.

Archivo del blog
Nube de etiquetas

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.