Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog de Cardiología de los Hospitales Quirónsalud Alicante, Murcia, Torrevieja y Valencia

Síntomas en tu cuerpo de una enfermedad cardíaca


La efermedad de las arterias coronarias (EAC) es el tipo más común de enfermedad cardiaca.


Este tipo de enfermedad ocurre cuando las arterias que suministran la sangre al músculo cardíaco se endurecen y se estrechan. Esto se debe a la acumulación de colesterol y otros materiales en la capa interna de las paredes de la arteria, en la llamada arterioesclerosis.


A medida que esta avanza, fluye menos sangre a través de las arterias. Como consecuencia, el músculo cardíaco no puede recibir la sangre o el oxígeno que necesita. Eso puede conducir a dolor en el pecho, provocando una angina o un infarto. La mayoría de los infartos ocurren cuando un coágulo súbitamente interrumpe el suministro de sangre al corazón, causando un daño cardíaco permanente si no se hace un tratamiento adecuado.
Con el tiempo, la enfermedad de las arterias coronarias también puede debilitar el músculo cardíaco y contribuir a la presencia de insuficiencia cardiaca y arritmias.


¿Qué es la enfermedad coronaria?


Conocemos como enfermedad coronaria a la afectación de las arterias coronarias por placas de ateroma. Una placa de ateroma es una lesión que se produce por la aparición de un abultamiento en la pared interna de una arteria.


La enfermedad coronaria va a facilitar la aparición de angina de pecho o infarto de miocardio. Por una parte, la angina de pecho aparece por una obstrucción parcial de una o varias arterias coronariasEste enlace se abrirá en una ventana nueva debidas a placas de ateroma. En el caso del infarto de miocardio, la obstrucción que se produce es total.


Enfermedad coronaria de tres vasos


Existe dos arterias coronarias principales que irrigan el músculo cardíaco: la coronaria derecha y la izquierda.
La coronaria izquierda rápidamente se divide en arteria descendente anterior y arteria circunfleja. Hablamos de enfermedad coronaria de tres vasos, cuando estas tres arterias coronarias están afectadas por placas de ateroma, es decir, por el abultamiento de la pared interna de la arteria.


Síntomas de enfermedad coronaria


Los síntomas más frecuentes son el dolor torácico opresivo, especialmente si se desarrolla con el esfuEste enlace se abrirá en una ventana nuevaerzo. El dolor se puede irradiar a brazo izquierdo y mandíbula, y acompañarse de sudoración y náuseas.


Si las arterias coronarias se estrechan, no pueden suministrar suficiente sangre rica en oxígeno al corazón, especialmente cuando late con fuerza, por ejemplo, durante el ejercicio. Al principio, es posible que la disminución del flujo sanguíneo no cause ningún síntoma. Sin embargo, a medida que la placa continúa acumulándose en las arterias coronarias, pueden manifestarse los siguientes signos y síntomas de enfermedad de las arterias coronarias:


Dolor en el pecho o angina


Puedes sentir presión u opresión en el pecho, como si alguien estuviera parado sobre tu pecho.
Este dolor, llamado angina, suele producirse en el lado medio o izquierdo del pecho. La angina generalmente se desencadena por el estrés físico o emocional. El dolor suele desaparecer a los pocos minutos de interrumpir la actividad estresante. En algunas personas, especialmente las mujeres, el dolor puede ser breve o agudo y se siente en el cuello, el brazo o la espalda.



Falta de aire


Si el corazón no puede bombear suficiente sangre para satisfacer las necesidades del cuerpo, puedes desarrollar falta de aliento o fatiga extrema con la actividad.


Ataque cardíaco


Una arteria coronaria completamente bloqueada causará un infarto agudo de miocardio. Los signos y síntomas clásicos de un infarto agudo de miocardio incluyen presión de aplastamiento en el pecho y dolor en el hombro o el brazo, a veces con falta de aire y sudoración.

Las mujeres son algo más propensas que los hombres a tener signos y síntomas menos típicos de un ataque cardíaco, como dolor de cuello o de mandíbula. Y pueden tener otros síntomas como falta de aire, fatiga y náuseas.

A veces, un ataque cardíacoEste enlace se abrirá en una ventana nueva se produce sin ningún signo o síntoma aparente.


Factores de riesgo de la enfermedad coronaria


Los factores de riesgo cardiovascular son los que facilitan la aparición de placas de ateroma y son: hipertensión, hipercolesterolemia, diabetes y tabaco. El control de estos factores disminuye el riesgo de padecer esta enfermedad.

Por tanto podemos decir que los factores de riesgEste enlace se abrirá en una ventana nuevao son los siguientes:


La edad, el envejecimiento aumenta el riesgo de que las arterias se dañen y se estrechen.


El sexo del paciente, los hombres corren mayor riesgo de tener la enfermedad de las arterias coronarias. Sin embargo, el riesgo en las mujeres aumenta después de la menopausia.


Antecedentes de este tipo de enfermedad en familiares. Los antecedentes familiares de la enfermedad cardíaca se relacionan con un mayor riesgo de presentar la enfermedad de las arterias coronarias, especialmente si un familiar cercano contrajo la enfermedad cardíaca a una edad temprana.


El consumo de tabaco, las personas que fuman corren un riesgo significativamente mayor de tener una enfermedad cardíaca. El tabaquismo pasivo también aumenta el riesgo de una persona de tener la enfermedad de las arterias coronarias.


La presión arterial alta. La presión arterial alta no controlada puede producir el endurecimiento y engrosamiento de las arterias, lo que dificulta la circulación de la sangre en las mismas.


Los niveles altos de colesterol en sangre. Los niveles altos de colesterol en sangre pueden aumentar el riesgo de formación de placa y ateroesclerosis.


Diabetes. La diabetes se relaciona con un mayor riesgo de tener la enfermedad de las arterias coronarias. La diabetes tipo 2 y la enfermedad de las arterias coronarias comparten factores de riesgo similares, como la obesidad. y la presión arterial alta.


Sobrepeso u obesidad. El exceso de peso normalmente empeora otros factores de riesgo.


Vida sedentaria. La falta de ejercicio también se relaciona con la enfermedad de las arterias coronarias y algunos de sus factores de riesgo.


Alto nivel de estrés. El estrés sin tratar en tu vida puede dañarte las arterias y empeorar otros factores de riesgo de la enfermedad de las arterias coronarias.
Dieta no saludable. Comer demasiados alimentos que tienen altas cantidades de grasas saturadas, grasas trans, sal y azúcar puede aumentar el riesgo de enfermedad de las arterias coronarias.


cardiologia quironsaludcardiologia quironsalud

Detección de la enfermedad coronaria


Si bien la mayoría de pacientes con enfermedad coronaria de tres vasos se diagnostican tras la aparición de síntomas, existen algunos pacientes que están asintomáticos. En estos pacientes descubrimos la enfermedad en chequeos cardiovasculares.


Generalmente la enfermedad coronaria se detecta con técnicas de imagen como la coronariografía por catéter y el TAC de coronariasEste enlace se abrirá en una ventana nueva, si bien, lo normal, es que se llegue a estas pruebas tras un estudio completo que puede incluir ergometría y ecocardiograma.


Vida de los pacientes con enfermedad cardíaca


El aspecto clave de la enfermedad coronaria de tres vasos es que tiene mal pronóstico si no se hace nada. Los estudios muestran que en algunos casos, con tratamiento médico, podemos encontrar mortalidades del 33% a los 6 años.


Tratamiento enfermedad coronaria



Aunque el tratamiento con fármacos puede ser una opción en algunos pacientes, con frecuencia es necesario utilizar cirugía o implante de stents. El que se priorice una y otro va a depender de diversos aspectos técnicos y médicos, como la presencia de diabetes.


En la Unidad de Cardiología de Quirónsalud TorreviejaEste enlace se abrirá en una ventana nueva contamos con los médicos cualificados para detectar este tipo de enfermedades cardíacas y encontrar el tratamiento que tu caso necesite, así como realizarte el seguimiento de la misma.


Recuerda si presentas alguno de los síntomas, y además tienes antecedentes familiares, revisa la salud de tu corazón con los profesionales de Quirónsalud.

Texto elaborado por el doctor Rafael Florenciano, Este enlace se abrirá en una ventana nuevacardiólogo del hospital Quirónsalud de TorreviejaEste enlace se abrirá en una ventana nueva


Insertar comentario
Comentario enviado con éxito. Gracias por su participación.
Comentario de blog
No será visible por otros visitantes del portal
Comentario:
Los campos obligatorios se encuentran marcados con un asterisco (*)
Buscador de Tu corazón es salud
Sobre este blog

Bienvenido al Blog de Cardiología de los Hospitales Quirónsalud Alicante, Murcia Torrevieja y Valencia en el que encontrarás toda la información que necesitas sobre cómo tratar las enfermedades cardiovasculares, cuáles son los tratamientos más efectivos así como todas los avances en técnicas quirúrgicas y diagnósticas.

Archivo del blog
Nube de etiquetas

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.