Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog de Dermatología de Quirónsalud en Tenerife

  • ¿Qué champú debo usar? II. Los componentes, todo un mundo

    Si leemos las etiquetas de los componentes de los champús nos podemos encontrar con un montón de palabras que no entendemos y que no sabemos cómo pueden afectar a nuestro cabello, cuero cabelludo, etc. Con este post me gustaría esclarecer estos términos para que todos podáis entender de qué nos hablan realmente estas composiciones y qué conviene tener en cuenta a la hora de seleccionar uno u otro.Componentes de los champusComponentes de los champus

    Detergentes

    Son los encargados de eliminar la suciedad, grasa, células muertas… Pueden clasificarse en aniónico (laurilsulfato, sarcosinas o sulfosuccionatos), catiónico, anfotérico (betaínas, sultaínas o derivados de imidazolinio) o no iónico. Los champús precisan dos detergentes: uno primario, presente en mayor concentración y otro secundario, en menor concentración. Los componentes aniónicos son buenos eliminando el sebo, pero sin embargo dejan el cabello áspero y cargado de electricidad estática; mientras los anfotéricos son más suaves y los más comunes en champús de bebés.

    Compuesto espumante

    No hay relación entre espuma y limpieza, a diferencia de lo que a menudo se piensa. De hecho la grasa hace que se produzca más espuma, por lo que al lavar el cabello limpio se produce menos cantidad de espuma.

    Compuestos acondicionadores y equilibrantes del pH

    Dan brillo y crean una película que sirve para dejar el cabello más suave y manejable a la hora de desenredarlo.

    Espesantes

    Espesan el champú y no están relacionados con la efectividad.

    Opacificantes

    Hacen el champú opaco y tampoco tienen relación con la efectividad.

    Secuestrantes

    Evitan que permanezcan residuos de jabón en el cabello seco.

    Fragancias

    Como es evidente, sirven para dar olor a los champús. Es importante tener en cuenta que las personas alérgicas a perfumes deben evitar utilizar champús con este tipo de compuesto.

    Conservantes

    Revienen la contaminación microbiana y fúngica del champú.

    Aditivos especializados

    Con fines comerciales

    Y, después de toda esta explicación, dejo un último post dedicado a los tipos de champús, que son cada vez más. Os espero.

    Dra. Nayra Merino

  • ¿Qué champú debo usar?

    De caballo, anticaída, sin jabón… en el mercado hay multitud de opciones, pero a la hora de elegir un champú debemos de tener en cuenta varios factores. Elegir bien el champúElegir bien el champúSu utilización es necesaria, ya que contribuye a eliminar el exceso de grasa, sudor, células muertas y elementos ambientales como la tierra o el polvo. Además, según los componentes del producto que utilicemos, puede mejorar el aspecto cosmético del cabello. Un buen champú puede darle brillo y manejabilidad, mientras otro muy detergente puede dejarlo áspero y apagado al eliminar la cutícula exterior del cabello.

    Las modas más llamativas de los últimos años, ambas sin base científica, han promocionado el champú de caballo o el uso de sustancias "naturales" como el bicarbonato o el vinagre. La primera, al ser un producto rico en biotina, se oferta como una alternativa eficaz contra la caída y la deshidratación; la tendencia "no-poo" se basa en evitar el supuesto daño que ocasionan los componentes químicos de los champús.

    Ambas modas carecen de base científica. Por un lado, la biotina contenida en el champú de caballo no se absorbe por vía tópica, por lo que dicho champú no tiene eficacia sobre la caída. Lo único que se logra es lavar el cabello, al igual que con el resto de champús convencionales. La biotina es una vitamina del grupo B, también llamada vitamina H o B7, que se puede utilizar en algunos tipos de alopecia o caída de cabello, pero por vía oral, que es la única forma por la que dicha vitamina es absorbida por el organismo.

    Por otro lado, la moda "no-poo" puede producir problemas, dado que al no eliminar la grasa y la suciedad podemos estar favoreciendo el crecimiento de microorganismos y con ello promover la aparición de infecciones y de inflamación (eccemas o dermatitis), que pueden producir de forma secundaria caída de cabello (efluvio telogénico).

    En general, el champú se recomienda que sea neutro (pH 4,5-5,5) para que no dañe el tallo del cabello ni irrite la piel del cuero cabelludo, al igual que sucede con el gel para el resto del cuerpo. Esto es especialmente importante en cabello teñido.

    En mi próximo post profundizaré en los componentes de los champús y los tipos que nos podemos encontrar en el mercado, ¡no os lo perdáis!

    Dra. Nayra Merino

Buscador de Tu piel te protege, cuídala
Sobre este blog

La piel es el mayor órgano del cuerpo humano y nos conecta con el exterior al tiempo que nos protege de él. Está permanentemente expuesto a las inclemencias del frío, el sol, los traumatismos, sin embargo, muchas veces olvidamos esta especial vulnerabilidad y la descuidamos. Con este blog, el equipo de Dermatología del Grupo Hospitalario Quirónsalud en Tenerife quiere ofrecerte sus consejos para cuidar adecuadamente la piel sana, pero también para tratar y prevenir aquellas enfermedades más frecuentes. Desde aquí trataremos de dar respuesta a todas tus dudas.

Archivo del blog
Nube de etiquetas
Colaboraciones

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.