Quirónsalud

Saltar al contenido

Cabecera del blog
Blogs. Ir a la página de inicio. Este enlace se abrirá en una ventana nueva.

Tendencia estética

Blog de la Dra. Mª Jesús García-Dihinx. Cirugía Plástica y Reparadora. Hospital de Día Quirónsalud Zaragoza

  • Todo lo que necesita saber acerca de una reducción de pecho

    La reducción de pechos mediante cirugía estética está considerada como un proceso seguro, aunque los pacientes que quieran realizarlo deben saber antes una serie de riesgos y seguridades del proceso. Entre los riesgos más frecuentes se encuentran el riesgo de infección, que la anestesia no actúe al 100% o que quede como resultado no sea el deseado. Sin embargo, los beneficios de una reducción mamaria suelen superar a los posibles riesgos de la operación.

    La Dra. García-Dihinx, explica algunos de los riesgos y complicaciones que pueden suceder en la operación, además de que el primer paso que todo cirujano debe realizar es el de proveer de información al paciente.

    Pechos asimétricos

    Uno de los posibles riesgos de la operación de reducción de pechos es la de que estos pueden quedarse asimétricos. Sin embargo, si el procedimiento es realizado por un cirujano especializado en este tipo de intervenciones, este riesgo se reducirá notablemente. Pero si esto ocurre, puede ser fácilmente solventado con una pequeña operación tras la operación principal de reducción de senos.

    Al mismo tiempo, los pacientes deben saber que los pechos no son originalmente simétricos. Una diminuta diferencia en tamaño y forma es natural, y no debe ser motivo de una corrección quirúrgica adicional.

    Altura irregular en los pezones

    La reducción de pechos concierne un cambio en el tamaño y forma de los senos y el desplazamiento de ciertas partes de piel. Por lo tanto, existe un riesgo de que los pezones no queden a la misma altura que estaban. En algunos casos, los pezones y la areola serán puestos en su correspondiente lugar de nuevo.

    En otros casos, el pezón permanecerá en su lugar, pero la piel del pecho será alterada para encajar con las partes con menos piel como consecuencia de la reducción mamaria.

    Cambios en la sensibilidad

    La pérdida de sensibilidad en los pechos es un posible riesgo como consecuencia de la reducción de la mama, particularmente si la areola ha sido quitada y luego injertada de nuevo.

    Hasta cierto punto, incluso con los procedimientos de reducción de senos no injertados, existe el riesgo de alterar la sensibilidad de los pezones o los senos como resultado del procedimiento. A veces este cambio en la sensibilidad puede ser temporal, pero en algunos casos la pérdida de sensibilidad puede ser permanente.

    Problemas para la lactancia

    Como consecuencia de la reducción de pechos, es posible que las mujeres no puedan amamantar. La cantidad de riesgo dependerá del tipo de técnica quirúrgica utilizada para el procedimiento. En el caso de la reducción de pechos clásica, el riesgo de afectar a la capacidad para amamantar aumenta, ya que varios conductos lácteos son quitados, haciendo más difícil la capacidad de poder amamantar en el futuro.

    Por último, si estas pensando en realizarte una reducción de senos, es de máxima importancia que se ponga en contacto con un profesional de cirugía plástica, estética y reparadora. De esa manera, los riesgos de la operación se disminuirán y los resultados serán los esperados.

  • Cómo recuperarte cuanto antes de una cirugía plástica

    Después de una intervención de cirugía plástica, es muy normal que los pacientes quieran retomar cuanto antes sus vidas; además, seguramente estén deseando disfrutar los cambios realizados en su cuerpo. Pero es importante seguir ciertas recomendaciones si queremos reducir el tiempo de recuperación.

    Aquí presentamos 5 consejos fáciles de seguir para una recuperación rápida y satisfactoria:

    1. No aguantar el dolor

    Después de algunas operaciones es normal sentir dolor. Por eso el médico prescribe analgésicos que deben tomarse para reducirlo.

    Debemos tener en cuenta los efectos del dolor en el organismo. No solo es la incomodidad, sino el incremento de la presión arterial. Esto aumenta el riesgo de hematomas en la zona con el consiguiente retraso en la cicatrización.

    Es conveniente evitar medicamentos no prescritos, es decir, aquellas sustancias que no precisan receta médica pero que solemos tomar para el dolor. Estas pueden afectar a la coagulación y retrasar la curación.

    Hay que tener en cuenta que los analgésicos afectan a nuestro ritmo intestinal y podrían ocasionar estreñimiento.

    2. Moverse

    Los primeros días después de la intervención se necesita reposo. Pero después hay que moverse. Es recomendable dar un paseo corto de vez en cuando y salir a la calle a respirar.

    El movimiento ayuda a reducir muchos de los síntomas posoperatorios, como el estreñimiento o el dolor.

    3. Utilizar prendas de compresión

    Algunas operaciones precisan su uso para mejorar el aspecto de las cicatrices, haciéndolas más suaves y menos visibles.

    La compresión ayuda al cuerpo a reabsorber el edema y a reducir la inflamación y los hematomas. También mejora la retracción de la piel y ayuda en la prevención de arrugas y estrías.

    4. Evitar el deporte

    Muchos pacientes están deseando volver al gimnasio a entrenar cuanto antes. Pero es importante no poner en peligro la recuperación, por lo que la vuelta al deporte deberá realizarse de forma segura.

    Además del reposo de los dos primeros días, hay que tener en cuenta que el ejercicio físico intenso debería retrasarse al menos dos meses. según el tipo de intervención que se haya realizado.

    Hay varias razones para ello. El ejercicio intenso eleva la presión arterial y puede producir sangrados, así como aparición de hematomas que provocan inflamación en la zona.

    También existe el riesgo de que la herida quirúrgica se abra, con la consiguiente deformación de la cicatriz. Estas cicatrices suelen tener después peor aspecto.

    Es mejor esperar un poco más hasta estar completamente curado.

    5. Dejar de fumar

    Esta es una recomendación para todas las personas, pero especialmente para aquellas que se recuperan de una intervención quirúrgica.

    La nicotina hace que los vasos sanguíneos se compriman, con lo que no llega suficiente sangre a la zona de la herida. Si los tejidos no reciben bastante sangre no tendrán los nutrientes y el oxígeno necesarios para su regeneración.

    También es habitual que las personas que fuman presenten problemas de coagulación sanguínea, lo que aumenta el riesgo de sangrado.

    Esperamos que esta información le resulte de interés. Póngase en contacto con nosotros para resolver cualquier duda y recibir el consejo oportuno.

  • Lo que un aumento de pecho puede o no puede hacer por una persona

    Una de las cirugías plásticas más frecuentes es el aumento de pechos. Cuando la gente piensa en mejorar el cuerpo de una mujer pasando por el quirófano, la mayor parte de las veces, le viene a la mente este tipo de cirugía. Precisamente, por ser una operación tan habitual y popular, existe muchísima información sobre el tema en la Red. Y todo el mundo proporciona su opinión al respecto. Pero también es cierto que existen afirmaciones, en estos medios, erróneas o, directamente, falsas. Por eso, antes de una operación de aumento de senos, es importarte tener claro lo que se puede esperar o no de ella.

    Lo que sí se consigue: aumentar el volumenfoto post
    Está claro que lo que sí se puede esperar de la operación es un aumento en el volumen de los pechos. A veces, es necesario aumentar uno más que el otro. En otras ocasiones, solo se requiere introducir el implante en un único pecho. En cualquier caso, el objetivo es que el cuerpo se vea proporcionado. También es habitual que el paciente quiera un aumento muy grande y el cirujano lo desaconseje. Puede haber varias razones para esto. A veces, el cirujano sabe que con unas prótesis tan grandes el cuerpo no se verá proporcionado. También es posible que exista una falta de tejido que impida que se ajusten adecuadamente los implantes. En cualquier caso, el cirujano tiene experiencia y sabe lo que necesita cada persona.

    Lo que sí se consigue: restaurar los senos después del embarazo

    El embarazo afecta a los pechos de las mujeres. Y los resultados pueden ser imprevisibles. Muchas mujeres descubren que, después de la lactancia, sus senos son más grandes que antes. Pero también es frecuente el caso contrario, que el pecho se reduzca. Y toda mujer desea volver a tener el pecho que tenía antes. Una operación de aumento de pecho no afecta a la capacidad para tener más bebés ni a la lactancia materna. Más allá de ello, es aconsejable esperar a no querer más descendencia.

    Lo que sí se consigue: dar un impulso a la confianza en uno mismo
    Un aumento de pechos no hace magia con la vida de las personas. Pero sí es cierto que muchas mujeres se pasan la vida acomplejadas por unos pechos demasiado pequeños o descompensados. Es algo que puede afectar mucho a las personas. Una operación de pecho hace que estas mujeres se sientan bien. Y, cuando una persona se siente bien, puede mejorar muchos más en todos los aspectos de su vida gracias a esa inyección de confianza.

    Lo que no se consigue: levantar unos senos caídos
    Este tipo de operación puede elevar ligeramente el pecho, pero no es una cirugía adecuada, si el tamaño no es, realmente, una preocupación. En esos casos, lo recomendable es, simplemente, una operación de levantamiento de senos. Si el problema es que el volumen es escaso, pero también están caídos los pechos, existe una solución para ello. Se pueden realizar las dos cirugías en una sola intervención.

    Lo que no se consigue: cambiar quién es uno mismo
    Después de una operación como esta se sigue siendo uno mismo. La persona no es distinta. Se puede ser más feliz y tener más seguridad en uno mismo, pero todos los problemas que aparecen en la vida no desaparecen automáticamente. Los problemas siguen ahí, pero las ganas de comerse el mundo aumentan.

    Si todavía no tienes claro qué te conviene, consúltanos cualquier duda. Recibirás consejo de profesionales con una dilatada experiencia en operaciones de aumento de senos.

  • Por qué los pacientes recurren a la cirugía plástica

    estética y reparadoraAcudir a un cirujano plástico no debería de ser un problema para nadie, dejando a un lado la presión social, los complejos y la presión familiar que esto nos pueda generar. La cirugía plástica reparadora se ocupa de curar y corregir las enfermedades, malformaciones, traumatismos y problemas estéticos tanto adquiridos como contraídos a lo largo de nuestra vida. Reparaciones tras un cáncer o accidente, tumores, lunares, verrugas, quemaduras, etc., son los casos que más habitualmente trata la cirugía plástica reparadora. También debemos conocer otra rama de la cirugía plástica, la cirugía plástica y estética, donde el paciente busca obtener con ella una armonía facial y corporal general acorde con los cánones sociales de belleza.

    La apariencia externa es muy importante para cualquiera de nosotros y no debemos dudar, cuando sea necesario, en acudir al cirujano plástico. La cirugía plástica es un gran aliado para avanzar en nuestra vida y superar muchos obstáculos, tanto estéticos como psicológicos, por eso, cada vez más gente recurre a este sistema, siendo estos los casos más comunes por los que un paciente recurre a la cirugía plástica:

    • El paso del tiempo:

    Según vamos envejeciendo, muchas personas se resisten a este paso inexorable y tratan de vencerlo con métodos como cremas rejuvenecedoras y tratamientos varios, pero ninguno ofrece tantos recursos como la cirugía plástica y estética. Por eso se ha extendido tanto esta práctica, siendo una de las razones más comunes por las que un paciente acude a visitar un centro de estética y cirugía plástica ¿A quién no le gusta parecer más joven y que encima los demás se lo digan?

    • Cirugía reconstructiva:

    En estos casos la cirugía puede ayudar enormemente, ya que no sólo se convierte en un medio para mejorar nuestra figura o estética, sino que es un componente psicológico reparador esencial. Son las mujeres las que recurren más a esta cirugía tras padecer ciertas enfermedades como el cáncer de mama. También se recurre a ella como método reconstructor total o parcial de parte del cuerpo tras un accidente o por malformaciones físicas.

    • Cirugía plática estética:

    La sociedad competitiva en la que vivimos conduce a muchas personas a recurrir a este tipo de cirugía. El verse mejor ante la sociedad, buscar un físico que encaje con los cánones sociales establecidos, la moda y especialmente los patrones de belleza orientados a un determinado tipo de figura y cuerpo empujan a muchas personas a tomar esta decisión tan personal.

    Hay muchas más razones de especial relevancia por las que se recurre a la cirugía plástica, pero las que hemos comentado son las más comunes y recurrentes y que engloban la mayoría de los casos que nos podemos encontrar. Pero lo más importante de todo es que si se acuda a la cirugía, ya sea por estética o como medida reparadora, se haga sin miedo ni complejos, se elija bien el método apropiado y, ante todo, se sepa elegir bien el centro y el cirujano más adecuado, ya que esta es una decisión muy importante en nuestras vidas y así nos lo debemos plantear.

  • Corrección de pechos caídos

    pecho caido

    Con la edad, el aumento o pérdida de peso, tras la lactancia, o tras cirugía terapéutica para el tratamiento y extirpación de tumores, los senos de la mujer pueden sufrir importantes cambios en su forma, en su tamaño o en su posición, que pueden ser corregidos.

    En algunos casos, tener los pechos caídos, o la pérdida de su forma, su volumen, su masa, la aparición de estrías o la asimetría entre ellos, tiene, además de un problema estético, consecuencias importantes en la autoimagen de la mujer con efectos en su autoestima, en el modo como se relaciona con otras personas, etc.

    Son un signo de edad, porque a medida que pasan los años, la piel y los ligamentos que sujetan el pecho al músculo pectoral se hace más débil y no son capaces de recuperar la posición original.

    Por eso, ante el caso de tener unos pechos caídos, es habitual la consulta por cuál es la mejor forma de corregirlo:

    1. Una elevación de senos (Mastopexia)
    2. Implantación de prótesis mamarias
    3. Una elevación con implantes

    Solamente un estudio de cada caso puede aconsejar una de estas opciones e indicar cuál es el tratamiento más indicado según la persona, edad, estilo de vida, etc.

    Por poner sólo unos ejemplos: se recomienda la elevación de pechos cuando la caída es media o severa, la posición de la aureola y el pezón, no se quiere o no es recomendable un aumento de tamaño…

    Por otro lado, los implantes mamarios son la mejor opción cuando la caída del pecho es leve, el pezón está situado en el centro y no se ha desplazado, mirando desde frente debajo del pezón se ve todavía suficiente parte de piel del pecho y la paciente no tiene inconveniente en aumentar una talla de sujetador o de copa.

    En casos en que el pecho además de necesitar elevación sea muy grande puede ser conveniente asociar dicha elevación a una reducción mamaria.

    Póngase siempre en manos de un equipo médico especialista que buscará la mejor solución al problema y del que obtendrá el mejor resultado, utilizando los recursos específicos de mejor calidad, con menos complicaciones postoperatorias y sin marcas antiestéticas visibles… su salud no merece menos.

    Como se trata de una cirugía, debe tener en cuenta que todo proceso quirúrgico necesita una preparación pre- y post-operatoria que nuestro equipo ha centralizado para su mayor comodidad:

    • Pre-operatoria: además de los estudios específicos es necesario notificar todos los tratamientos que pueden interferir en el proceso, es conveniente dejar de fumar al menos cuatro semanas antes y poner en conocimiento de médico cualquier medicina que se ingiera y que pueda afectar al tratamiento quirúrgico.

    Además, hay que recordar que tras la cirugía es recomendable un periodo de reposo para que cicatricen correctamente los puntos y los tejidos afectados; es conveniente entonces planificar todo lo necesario para que no haya necesidad de realizar viajes, determinados trabajos, etc., y solicitar las ayudas que puedan hacer más cómodo y placentero el post-operatorio.

    • Post-operatorio: tras la cirugía hay que vigilar la curación mediante revisiones que eviten o subsanen posibles infecciones, problemas en la cicatrización, acumulación de líquidos, contracturas capsulares, asimetría, etc.

    Póngase en contacto con nosotros para resolver cualquier duda y recibir un consejo.

14 resultados
Páginas: 1 2 3 Página siguiente

Buscador de Tendencia estética

Sobre este blog

En el blog la Doctora García-Dihinx además de hablar de las técnicas más innovadoras y últimos avances medico estéticos, queremos ofrecer consejos y respuestas a aquellos pacientes que están interesados en realizarse algún tratamiento de cirugía plástica y cirugía estética

Nube de etiquetas

  • Noticias y consejos de salud. Este enlace se abrirá en una ventana nueva.
  • ¿Conoces las ventajas de nuestro Portal del Paciente?. Este enlace se abrirá en una ventana nueva.

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.

logo gris. Este enlace se abrirá en una ventana nueva.

Oficinas centrales

C/ Zurbarán, 28
28010 Madrid

917810682
Proveedor Médico Oficial de la Selección Española de Baloncesto. Este enlace se abrirá en una ventana nueva.

Copyright 2016 - Quirónsalud - Todos los derechos reservados