IMG_5044IMG_5044Más seguro, menos agresivo y con menor tiempo del acto quirúrgico. Estas son las principales ventajas que ofrece el microscopio quirúrgico más avanzado que existe en la actualidad y que Quirónsalud Zaragoza acaba de incorporar a su área de cirugía, siendo así el único centro hospitalario en Aragón y las provincias colindantes que cuenta con esta tecnología para intervenir tumores cerebrales primarios, metástasis cerebrales y tumores benignos con una definición de imagen y precisión muy superior a la que había hasta ahora.

Este microscopio OPMI Pentero 800, desarrollado por ZEISS, tal y como explica el doctor Francisco de Asís Lorente, neurocirujano de Quirónsalud Zaragoza, "permite operar tumores malignos cerebrales primarios con un marcaje que, gracias a una luz especial que tiene el dispositivo, hace que el tumor brille y se diferencie del tejido sano, que no brilla. Por lo tanto, permite hacer una resección tumoral más segura y precisa dañando lo mínimo posible el tejido sano o incluso sin dañarlo".

Además, destaca el doctor Severiano Cortés, neurocirujano de Quirónsalud Zaragoza, "a esto hay que añadirle las últimas técnicas en neuronavegación y un concepto de cirugía que consiste en hacer craneotomías pequeñas usando los corredores naturales del cerebro, lo que provoca que los resultados estén siendo mucho mejores que hasta ahora".

En cuanto a cirugía de columna, añade el doctor Cortés, "gracias a los numerosos aumentos y la gran calidad de la imagen de este microscopio permite diferenciar muy bien todas las estructuras. Así, tan solo con hacer incisiones pequeñas se puede ver bien el tejido nervioso que se pretende liberar de la artrosis y obtener buenos resultados con unas incisiones mínimas. Se puede intervenir una hernia discal con una incisión como si fuera una endoscopia con la sensación de visión en 3 dimensiones".

En definitiva, "con una mínima invasión obtenemos una máxima exposición ya que el microscopio ofrece un aumento y una definición tal de las raíces nerviosas que permite liberarlas de manera muy segura y muy eficaz", subraya el doctor Cortés.

Por otra parte, este microscopio, concluye Lorente, "para los especialistas aporta más seguridad y precisión, y al ser más ergonómico es también más cómodo para operaciones largas que pueden durar entre 5 y 6 horas".