centro_medico_quiron_fuengirolaImagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoEl incremento demográfico que se produce en la Costa del Sol durante la época estival, unido a los riesgos de las altas temperaturas y a ciertas patologías especialmente relacionadas con los meses de verano, provoca un importante aumento de casos atendidos, sobre todo de urgencias médicas. Es el caso de Centro Médico Quirón Fuengirola, cuya demanda de asistencia sanitaria se incrementa en un 45% en relación con otros meses del año, además de registrar un aumento de un 75% en las asistencias médicas domiciliarias.


Según el doctor Juan Carlos Galindo, jefe del servicio de urgencias de Centro Médico Quirón Fuengirola, "este incremento de las urgencias, incluidas las pediátricas, se produce por la especial atención al paciente que proviene del turismo nacional e internacional, pues es la época estival la que concentra la mayor parte de las llegadas, por encima del 37% del total".


En esta época, añade el doctor Galindo, "aunque disminuyen las patologías respiratorias de los usuarios habituales, aumenta el número de intervenciones por otras enfermedades muy comunes en verano: otitis, problemas relacionados con el calor, enfermedades gastrointestinales y picaduras de medusa y de erizo de mar, por ejemplo".


Asimismo, en los avisos atendidos por ambulancias medicalizadas y vehículos de intervención rápida de este centro en las calles o en los domicilios de los pacientes, "predominan las alteraciones del nivel de conciencia, la atención al dolor torácico y al paciente traumatizado".


Casi 200 urgencias diarias


El porcentaje de resolución de las urgencias atendidas por Centro Médico Quirón Fuengirola es superior al 98,1% o, lo que es lo mismo, solo un 1,9% de los pacientes ha necesitado una derivación a Hospital Quirón Marbella, al que está adscrito.


Para dar respuesta a esta demanda nacional e internacional en la Costa del Sol, Centro Médico Quirón Fuengirola dispone de un servicio médico permanente constituido por equipos médicos 24 horas, dotados de personal sanitario multilingüe (inglés, francés, alemán, portugués, polaco, árabe y finlandés), servicio de ambulancia, UVI móvil y vehículos médicos de intervención rápida. Todo ello con la tecnología más avanzada para ofrecer técnicas de vanguardia en diagnóstico y tratamiento. En él se atienden en los meses de julio y agosto unas 11.530 urgencias, esto es, una media de 192 diarias.