Me pidió llevar los documentos y como a los seis meses llegó la respuesta: había ganado por oposición un concurso con médicos hispanoamericanos para obtener una beca en la Clínica de Nuestra Señora de la Concepción, de la Fundación Jiménez Díaz, de la Universidad Complutense, de Madrid, donde hice mi especialidad con el doctor Carlos Jiménez Díaz y con el doctor Carlos La Hoz ?quien fue mi padrino de bodas-.
Fuente: AM.com.mx