Así lo destaca la responsable de comunicación de Creaciones Capilares Mayquel, Marisa Oliver quien asegura que el estado anímico y los procesos de estrés pueden producir efluvios o caída temporal del cabello ya que las reacciones hormonales que derivan de estas situaciones derivan en una mayor concentración de ciertas hormonas, como testosterona e hidrocortisol, que afectan a las raíces capilares.
Fuente: Periodista Digital