Un centenar de personas pertenecientes a diferentes asociaciones de discapacitados se han dado cita hoy en Sevilla para escuchar David Casinos, atleta paralímpico. Con un discurso que, más que una conferencia, ha sido una experiencia vital, David ha explicado a todos los asistentes cómo la ceguera cambió su vida a los 25 años, obligado a modificar gran parte de su vida y cómo consiguió hacerlo con una actitud positiva en la que la superación, el espíritu de sacrificio y la capacidad de reinventarse han sido las claves para llegar a ser quien es hoy.
Un repaso a su vida desde que le detectaron la diabetes con tan sólo un año hasta su próximo reto en los Juegos Paralímpicos de Tokio, pasando por el momento en el que su médico le comunica que va perder la vista, cómo a consecuencia de ello se transformó toda su vida hasta que aceptó la situación, se aceptó a sí mismo y empezó a hacer su propio camino a través de un proceso que ha durado años y en el que su equipo, su familia y el compromiso de valores que implica han jugado un papel fundamental.
David Casinos recalcó también la importancia de que el talento, "sin sacrificio, trabajo, esfuerzo y, sobre todo, pasión, se convierte sólo en una palabra". Finalizó su intervención lanzando un mensaje de positividad a todos los asistentes y trasladándoles la petición de que cada mañana, "si no sale el sol, se encarguen ellos de sacarlo".
La apertura del acto ha corrido a cargo de Pilar Serrano, gerente territorial del Grupo Quirónsalud en Andalucía, y de Belén Marrón, directora de la Fundación Quirónsalud. Pilar Serrano ha destacado "la importancia del ejemplo de superación de David que deberíamos seguir todas las personas y empresas para hacernos mejores personas y conseguir superar todas las barreras que nos pone el día a día", y agradeció a todas las asociaciones sevillanas su apoyo a este acto.
Belén Marrón, por su parte, ha explicado cómo acciones como estas responden al compromiso de la Fundación de "colocar al paciente en el centro de nuestra organización sanitaria". En este caso, con el objetivo de servir de altavoz para que, tanto este colectivo como la sociedad en general, "dejen de pensar en una discapacidad y comiencen a pensar en capacidades diferentes".

David Casinos en Fundación Quirónsalud