Cuando una persona padece diabetes, los podocitos se suicidan porque el ambiente que las rodea no favorece su "felicidad", es decir, porque se sienten rodeadas por un ambiente estresante y hostil. Es la llamada apoptosis.
Fuente: Acceso.com