El Hospital Quirónsalud Córdoba ha incorporado la infiltración con plasma rico en plaquetas, técnica de regeneración celular que se utiliza para acelerar la curación de las lesiones articulares, musculares y tendinosas, según ha explicado el jefe del servicio de Reumatología del hospital, Manuel Romero.

El doctor Romero ha indicado que el plasma rico se obtiene de la propia sangre del paciente, de la que se separan los factores de crecimiento, unas proteínas con un papel clave dentro del proceso de reparación y regeneración de tejidos. Las plaquetas son células sanguíneas encargadas de interrumpir el sangrado en caso de lesión vascular. Además, son fuente natural de factores de crecimiento y tienen la peculiaridad de liberar estas proteínas en el mismo lugar de la lesión, aportando la capacidad de regenerar tejidos.

Así, esta particularidad de los factores de crecimiento que proceden de las plaquetas, hace que se convierta en un tratamiento que acelera el proceso de restauración de los tejidos implicados, consiguiendo recuperar mucho antes la lesión, incluso en la mitad de tiempo. El doctor Romero ha resaltado que se trata de una técnica mínimamente invasiva que se realiza en consulta externa.
INFILTRACIÓN PLASMA 2Imagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoINFILTRACIÓN PLASMA 2

Se extrae al paciente una pequeña dosis de sangre similar a la realización de una analítica común, que se somete a un proceso de centrifugado que permite separar la fracción más rica en plaquetas que contiene factores de crecimiento. La parte más rica en estos factores se inyecta directamente en la zona lesionada por vía articular o muscular y dependiendo del tipo de patología se realiza una o varias infiltraciones con una semana de intervalo entre cada una.

Esta técnica está indicada para pacientes con artrosis articulares, artrosis facetaria, tendinopatías, roturas parciales tendinosas, entesopatía y lesiones musculares y de tejidos blandos.