MáscaraImagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoEn Carnavales, la fiesta y los excesos que le acompañan provocan que el número de visitas a los servicios de urgencias aumente considerablemente. La especialista en medicina de familia y comunitaria de Quirón Tenerife Iriana Espárrago ofrece una serie de consejos para evitar que la noche acabe en el hospital.


Si vas a beber alcohol:

• Deja el coche en casa y muévete en trasporte público.

• Evita la deshidratación bebiendo mucha agua.

• No mezcles diferentes tipos de alcohol, ni otras sustancias tóxicas.

• Cena antes de salir y come algo durante la noche, así no sufrirás una hipoglucemia.

• Ten en cuenta que cuanto más joven seas peores serán los efectos del alcohol sobre tu organismo y más riesgo tendrás de sufrir complicaciones graves.

• Estate atento a las señales. Si te sientes mareado y con la lengua pastosa, es el momento de dejar de beber alcohol.


Abrígate. La gripe y el catarro no entienden de fiestas, los cambios de temperatura y la lluvia te debilitan y las multitudes favorecen los contagios. Todo ello te hace más propenso a enfermar.


Si te encuentras a alguien en estado de embriaguez:


• No intentes provocarle el vómito, podría llegar a asfixiarse.

• Si está inconsciente, pide ayuda a los servicios de emergencia. Recuerda que el hospital del Carnaval está cerca y cuenta con personal especializado y los recursos necesarios para atenderlo.

• Si está consciente y colabora, procura que beba mucha agua y que ingiera alimentos azucarados.


Tanto si crees que vas a tener relaciones íntimas, como si no, sal de casa preparado. No olvides el preservativo, nunca se sabe dónde encontrarás el amor y este es el único método que protege del sida, de otras enfermedades de trasmisión sexual y de embarazos no deseados.


Intenta dormir al menos ocho horas al día. El descanso es indispensable para que el cuerpo se recupere de los excesos nocturnos.