Tratamiento ambulatorio

ESCLEROSIS HEMORROIDAL
hemorroidesImagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoConsiste en la inyección de sustancias esclerosantes (Polidocanol), en la submucosa del canal anal, por encima de las hemorroides, con la finalidad de disminuir el flujo sanguíneo a las mismas y que dejen de sangrar. Es un tratamiento ambulatorio, indoloro, no necesita preparación, con reincorporación inmediata a las tareas habituales. Está indicada en hemorroides de grado I.

* Se realiza exclusivamente en consulta privada de Coloproctología. Solicite presupuesto. (Figura 2)

COLOCACIÓN DE BANDAS ELASTICAS (Banding)
Es la técnica más utilizada. Mediante un dispositivo especial se colocan bandas elásticas de goma por encima de las hemorroides con el objetivo de extirpar el tejido que facilita el prolapso, ascendiendo y fijando las hemorroides en su lugar original. Es un tratamiento ambulatorio, no doloroso, que no requiere preparación, pudiendo reincorporarse de forma inmediata a las tareas habituales. Está indicada en hemorroides de grado II y III en las que no exista un prolapso excesivo.

* Se realiza exclusivamente en consulta privada de Coloproctología. Solicite presupuesto. (Figura 3)

Tratamiento quirúrgico

Estaría indicado en hemorroides voluminosas de tercer y cuarto grado.

DESARTERIALIZACIÓN HEMORROIDAL (THD)
Es la técnica quirúrgica más novedosa en el tratamiento de las hemorroides.
Mediante la utilización de ecoDoppler endorectal, se realiza un plegado del tejido mucoso y ligadura arterial. Es una técnica en la que se emplea anestesia regional y el paciente puede ser dado de alta al cabo de unas horas. Este procedimiento ha mostrado ser prácticamente indoloro, refiriendo sensación de ocupación rectal durante unos días.

* En este centro se realiza exclusivamente de forma privada. Solicite presupuesto.

RESECCIÓN HEMORROIDAL
Consiste en la extirpación de los tres nódulos hemorroidales principales. Es sin duda, la técnica quirúrgica más radical y con las que se obtienen mejores resultados, sin recidiva hemorroidal; sin embargo, presenta el inconveniente de que genera dolor moderado-intenso en el 75% de los pacientes, fundamentalmente con la deposición durante los primeros 8-12 días postoperatorios.