La Ortopedia Infantil se ocupa del despistaje, prevención, diagnóstico y tratamiento de las múltiples condiciones y deformidades que afectan al sistema musculoesquelético, con procedimientos médicos y quirúrgicos, a lo largo del periodo de crecimiento del niño.

Hay dos aspectos centrales, por tanto, en nuestra actividad:

  • El paciente pediátrico, cuya naturaleza exige un manejo particular y adaptado tanto al recién nacido, al lactante y al niño pequeño, como al escolar y al adolescente.
  • El crecimiento y las estructuras anatómicas que lo sustentan y que condicionan la patología ortopédica pediátrica y la decisión terapéutica, tanto en lo que se refiere al procedimiento quirúrgico indicado como al momento más adecuado de la intervención.

La Unidad de Ortopedia Infantil ofrece la práctica totalidad de los tratamientos y procedimientos aceptados en esta disciplina. Desde hace unos años se realiza una cirugía ortopédica pediátrica moderna, con especial énfasis en tratamientos funcionales, mínimamente invasivos, múltiples procedimientos en una sesión quirúrgica única, con estancias hospitalarias reducidas.

Los servicios ofrecidos por esta Unidad, sin pretender ser exhaustivos, incluyen:

Patología prenatal

Consulta prenatal y consejo sobre deformidades diagnosticadas precozmente, en el período prenatal, como pie zambo, deficiencias de miembros, bridas amnióticas, etc.

Patología neonatal

• Pie zambo congénito, tratado mediante el método Ponseti, reconocido actualmente como el procedimiento de referencia.

• Displasia de cadera, a través de protocolos de despistaje en colaboración con Neonatología, Radiología, tratamiento precoz y tratamiento selectivo de casos de diagnóstico tardío.

• Contracturas múltiples articulares, incluida la artrogriposis múltiple congénita, mediante corrección progresiva de las mismas por manipulación y yesos seriados, de instauración precoz.

• Deficiencias longitudinales de huesos largos (deficiencias femoral, tibial, peroneal), las cuales, si no suelen precisar un tratamiento precoz, sí exigen un programa de tratamiento a lo largo del crecimiento.

• Mielomeningocele, patología de gran complejidad y que precisa de un tratamiento que incluye múltiples especialidades, como Neurocirugía, Pediatría, Urología, Rehabilitación... además del tratamiento ortopédico y que, de forma ideal, debería estar coordinado

• Extrofia vesical y otro defectos graves de cierre de la pared pélvica que suelen precisar de osteotomías pélvicas bilaterales para proceder a la reconstrucción visceral.


Traumatología

• Diagnóstico, tratamiento inicial y seguimiento de las fracturas y de sus posibles complicaciones


Cirugía sobre el crecimiento

• Tratamiento de lesiones fisarias o estructuras de crecimiento, mediante resección de puentes fisarios, epifisiodesis o distracción fisaria

• Diferencia de longitud de miembros, cuyo tratamiento definitivo está basado en la predicción de dicha diferencia al finalizar la madurez esquelética y que comprende procedimientos como estimulación o frenado de crecimiento, acortamiento y elongación ósea.


Cirugía reconstructiva de miembros

• Tratamiento quirúrgico de deformidades complejas que combinan angulaciones, torsiones, diferencias de longitud, rigidez o inestabilidad articular, etc... y que precisan de una planificación preoperatoria detallada y procedimientos como osteotomías múltiples, enclavados intramedulares rígidos o telescópicos o el uso de sistemas avanzados de fijación externa (Taylor Spatial Frame)


Patología neuromuscular

• Parálisis cerebral infantil, complementando el tratamiento no quirúrgico con otros Servicios. Con frecuencia son pacientes que requieren varios procedimientos y en los que se aplica el concepto de cirugía multinivel en una sola sesión quirúrgica, para reducir el impacto funcional sobre ellos.

• Otras patologías como distrofias musculares, neuropatías hereditarias, mielomeningocele, con

frecuencia acompañadas de deformidades ortopédicas


Patología de la cadera

• Región de múltiples patologías con repercusión funcional importante. La enfermedad de Perthes, epifisiolisis de cadera, displasia residual de cadera, necrosis avascular, condrolisis idopática, choque femoroacetabular. etc. pueden requerir, asimismo, una gran variedad de tratamientos: osteotomías femorales de tipo diverso, osteotomías pélvicas, osteocondroplastias, descensos de trocánter...


Patología de la rodilla. Patología deportiva

• La patología deportiva, de creciente incidencia, es evaluada y tratada mediante técnicas adaptadas al esqueleto inmaduro. Lesiones ligamentosas, apofisitis, osteocondritis, fracturas por fatiga, fracturas osteocondrales, etc están incluidas en este capítulo

• Se incluyen aquí procedimientos artroscópicos de reparación meniscal, ligamentosa,

perforaciones o fijación de lesiones osteocondrales,

• Tratamiento de la patología fémoropatelar, con procedimientos de realineamiento o

procedimientos de reconstrucción ligamentosa


Patología de la tibia

• La tibia es un hueso afectado específicamente por procesos patológicos que exigen procedimientos propios. Incurvaciones congénitas o adquiridas, pseudoartrosis congénita de tibia, enfermedad de Blount, displasia osteofibrosa, son ejemplos de estas patologías. Los procedimientos quirúrgicos para tratar dichas condiciones incluyen enclavados intramedulares, resección segmentaria, transporte óseo, uso de aloinjertos, etc.


Patología del pie

• Otra región con gran protagonismo. Trata numerosas deformidades de múltiple etiología: pie plano patológico, pie cavo, coaliciones tarsales, deformidades de origen neurológico o secuelas de patologías congénitas, deformidades del antepie, etc. El tratamiento trata de seguir el principio de la mínima invasividad necesaria, mediante alargamientos o transferencias tendinosas y osteotomías selectivas, intentando limitar el uso de artrodesis o fusiones articulares


Patología raquídea

• Tratamiento de las deformidades raquídeas, principalmente la escoliosis, tanto de tipo congénito, como de tipo idiopático y la de origen neuromuscular, mediante el uso de corsés ortopédicos o la corrección quirúrgica (en colaboración con la Unidad de Raquis)


Reconocido como uno de los mejores 15 servicios de Traumatología
de España por el Monitor de Reputación Sanitaria
mrs3