El suelo pélvico sustenta órganos tan importantes como la vejiga y el recto. Si esa sujeción falla, se produce una incontinencia urinaria y/o fecal, provocando una merma en la calidad de vida diaria. La vulnerabilidad de este músculo es tal que una de cada tres mujeres sufre pérdidas de orina tras dar a luz. Por ello, Hospital Universitario Quirónsalud Madrid ha creado la Unidad de Suelo Pélvico, integrada por especialistas de las áreas de Ginecología, Urología, Cirugía y Fisioterapia. El objetivo principal de esta unidad es la prevención de problemas de suelo pélvico, tales como la incontinencia urinaria o fecal, tanto en personas jóvenes como en mujeres durante la menopausia.

Esta unidad también está dirigida a aquellos hombres que padezcan problemas de incontinencia urinaria tras un tratamiento oncológico, para ayudarles con ejercicios específicos y así evitar una cirugía que puede ser relativamente compleja.

suelo-pelvico

Consulta ginecológica

La valoración específica de la patología de suelo pélvico -prolapso genital e incontinencia urinaria-, precisa de una adecuada historia clínica y exploración. Las doctoras Garcia Gálvez y De Haro evalúan y diagnostican a la paciente para decidir si es candidata a fisioterapia, tratamiento médico o, en casos seleccionados, si precisa cirugía.

La cirugía vaginal de corta estancia hospitalaria es de elección en la incontinencia de orina, mientras que en el prolapso genital puede ser mas laboriosa usando mallas vía vaginal o cirugía abdominal en otros casos.

Fisioterapia de suelo pélvico

La fisioterapia de suelo pélvico es una disciplina bastante habitual en Europa, aunque en España llegó hace de una década. Es muy eficaz, con un porcentaje de curaciones de entre el 50 y 70% de los casos, y es la primera técnica de elección en los casos leves y moderados de patología de suelo pélvico.

Es necesario que las pacientes con problemas de suelo pélvico sean informadas de la necesidad de fortalecer esta zona para evitar problemas de cara al futuro. Algunas mujeres continúan teniendo mucho pudor respecto a este tema, por lo que el papel del médico es fundamental para averiguar si padecen problemas de este tipo e informarles sobre los tratamientos existentes.

Cuando el ginecólogo considere que la fisioterapia ya no es efectiva, la paciente será derivada al urólogo para que valore la necesidad de llevar a cabo una cirugía. Actualmente, el suelo pélvico está siendo abordado desde la cirugía vaginal y la abdominal, con un amplio abanico de posibilidades.

Visita posparto

Además, esta consulta incluye una visita posparto a la madre a las 24-48 horas de dar a luz. En esta visita, el fisioterapeuta informa a la paciente sobre qué es el suelo pélvico, medidas de prevención y qué ejercicios puede realizar durante la cuarentena.

null