¿Qué son los ensayos clínicos?

Es un conjunto de procedimientos ordenados que se realizan para probar la eficacia de una prueba diagnóstica o un tratamiento. Normalmente se realizan en personas que padecen una enfermedad, pero en ocasiones pueden hacerse en personas sanas.


¿Qué pacientes pueden participar en el ensayo?

Cualquiera que así lo desee, siempre que cumpla con la Regulación Europea y Española en Investigación.


¿Cómo sabe el paciente que cumple los requisitos para participar?

Existe una lista de condiciones imprescindibles de inclusión y exclusión que un investigador debe confirmar tras la evaluación de una persona sana o enferma. Esto, además es verificado no solo por el equipo de investigadores, sino por un equipo externo que realiza esta función.


¿Qué terapias o tratamientos se van a usar?

El tipo de tratamiento o pruebas diagnósticas que se evalúa son los relacionados con la hipertensión arterial, enfermedades reumáticas, endocrinas y nuevas terapias biológicas.


¿Para qué enfermedades?

Son muy numerosas. Además de los que se están realizando en hipertensión arterial, en el ámbito reumatológico las más comunes son artrosis de rodilla, cadera, columna o manos. La artritis reumatoide, las espondiloartritis que incluyen la espondilitis anquilosante y la artritis psoriásica. El lupus eritematoso generalizado, las vasculitis e incluso la fibromialgia.

En el campo de la endocrinología donde existe la problemática de una gran población afecta por la enfermedad diabética, se realizan diversos ensayos clínicos con nuevos fármacos. Todos ellos orientados a mejorar el armamento terapéutico frente a la diabetes mellitus tipo II.

El área de mayor interés es el de nuevas terapias biológicas, anticuerpos monoclonales dirigidos frente a diversas citokinas o poblaciones celulares, y el desarrollo de pequeñas moléculas inhibidoras específicas/selectivas de los mecanismos implicados en el proceso inflamatorio o en la resorción ósea.


¿En qué se beneficia el paciente?

El beneficio es importante. No solo en la posibilidad de recibir un tratamiento novedoso. Lo más importante, tal vez, es que desde que se decide participar, un equipo de profesionales altamente cualificado que incluye personal de enfermería, auxiliares, administrativos y médicos se hacen cargo de la atención médica. Además se realizan numerosas pruebas para verificar que no haya ninguna condición que pueda agravarse a la hora de participar en la investigación. De ser así, por supuesto, no se realizaría la investigación.


¿Qué riegos hay?

Dado que se eligen los pacientes según el protocolo específico de cada ensayo, se hacen diversas pruebas y se vigilan cuidadosamente diversos aspectos de la salud, la posibilidad de riesgo es baja.


¿Son los ensayos clínicos seguros?

En general sí.


¿Dónde se realizan los ensayos?

En el Hospital Infanta Luisa con todos los adelantos médicos y tecnológicos además de personal capacitado para tal fin.