Es la rama de la pediatría que se encarga de la atención y el cuidado de los recién nacidos, ya sean bebes sanos o con enfermedades. Las tareas que se llevan a cabo por el equipo de profesionales son: la alimentación, la obtención de gases capilares, canalización de vías periféricas y vías centrales, curas de cordón umbilical, aseo e higiene de la piel y mucosas, entre otros, además, de la vigilancia intensiva y cuidados intensivos de bebés enfermos.

El Área de Neonatología dispone cuatro incubadoras de última generación Drager, modelo Caleo SC, una incubadora convencional y cinco cunas térmicas con tomas individuales de oxígeno y de vacío.

Los bebés que ingresen en esta unidad deben cumplir uno o varios de los siguientes criterios:

  • Edad gestacional mayor de 34 semanas.
  • Distress respiratorio con necesidad de oxigeno supletorio.
  • Goteo endovenoso.
  • Antibioterapia o sospecha de sepsis neonatal.
  • Necesidad de screnning metabólico.
  • Alimentación por sonda.
  • Fototerapia y controles de hiperbilirrubinemia
  • Intervenciones quirúrgicas menores.
  • Hipotermias.
  • Convulsiones neonatales.
  • Todo recién nacido que necesite controles clínicos o biológicos para llegar a un diagnostico o durante el control de su evolución intrahospitalaria.