El objetivo de la medicina estética es ayudar a los pacientes a mejorar su silueta y la calidad de su piel sin necesidad de pasar por quirófano.

En el Hospital Quirónsalud Vitoria ofrecemos numerosos tratamientos de medicina estética de la mano de expertos doctores que garantizan la consecución de los resultados deseados, siempre teniendo como prioridad la seguridad del paciente.


  • Rellenos Dérmicos Voluminizadores y/o Tensores
      1. Ellanse (Policaprolactona): Es ideal para corregir, definir y mejorar el rostro de manera global o zonas determinadas como los surcos nasogenianos, las arrugas peribucales, zona de los temporales y los pómulos, y para remodelar nariz y mentón.
      2. Radiesse (Hidroxiapatita de calcio): Consigue proporcionar al paciente una apariencia juvenil y natural con una sola sesión. También en este caso los resultados son progresivos y duraderos, puesto que la Hidroxiapatita de Calcio estimula la producción de nuevo colágeno.
      3. Restylane o Juvederm (Ácido hialurónico):Es una sustancia que se encuentra de manera natural en nuestro organismo y forma parte de muchos tejidos y órganos de nuestro cuerpo, como los cartílagos y la piel. Con el paso del tiempo, la producción de esta sustancia va disminuyendo, provocando la aparición de arrugas, pérdida de volumen y firmeza por falta de hidratación (es un gran humectante y, junto con el colágeno, nuestro mayor aliado en la lucha contra el envejecimiento). Se inyecta en pequeñas cantidades para restaurar el volumen y la estructura sin que ello afecte a la expresión o el movimiento facial. Además de rellenar, hidrata y lubrica la piel.
  • Botox (Toxina Botulínica)

La técnica consiste en la infiltración de la toxina botulínica en muy pequeña cantidad, mediante una aguja muy fina, en el músculo de la zona que se desea tratar, lo que produce su relajación y la consecuente desaparición de las arrugas. Es un procedimiento prácticamente indoloro, que no requiere anestesia y sin efectos secundarios, salvo algún pequeño hematoma en algunos casos.

  • Mesoterapia lipolítica

Se trata de un procedimiento no invasivo que consiste en la administración, mediante inyecciones intradérmicas, de péptidos capaces de disolver los acúmulos de grasa, provocando una reducción del volumen. Con este tratamiento se consigue activar la circulación sanguínea y linfática, ayudando a eliminar líquidos y toxinas.

  • Belkyra: tratamiento para eliminar la papada sin cirugía

Un tratamiento no invasivo y eficaz para eliminar la papada sin pasar por quirófano: Belkyra™, un producto sintético compuesto por ácido deoxicólico, ya conocido por formar parte de la composición de los ácidos biliares que nuestro cuerpo produce de forma natural para la digestión de las grasas.

  • Hilos tensores reabsorbibles.

Es una técnica sencilla, rápida y muy eficaz para tensar la piel. Después de eliminar cualquier impureza cutánea y aplicar frío o una crema anestésica, se dibuja en la zona a tratar un entramado de líneas que sirve como guía para la colocación subdérmica de los hilos, que se introducen mediante una punción con una aguja finísima, casi imperceptible. Una vez introducido el material, se retira la cánula. El hilo entonces queda tensado sin necesidad de anclajes y se produce un inmediato tensado mecánico de la zona, ya que actúa como un mallado que impide la caída de los tejidos con los que está en contacto.

  • Vitaminas faciales

Es un tratamiento no invasivo que consiste en la infiltración de cantidades muy pequeñas de sustancias beneficiosas para la piel, capaces de regenerarla desde el interior, aportarle luminosidad, hidratarla y reparar el daño causado por el fotoenvejecimiento.

  • Mentoplastia

Infiltramos material de relleno en la zona donde precise aumentar el volumen dando armonía a la cara sin necesidad de operar. Normalmente con una infiltración conseguimos generar un mentón acorde a la estructura facial.

  • Rinoplastia

Infiltramos material de relleno en la cresta nasal, en la punta y en su base para generar una nariz simétrica y suavizando rasgos muy marcados de ellas.

  • Plasmaterapia (PRP) facial

Se trata de extraer sangre del propio paciente para, mediante su centrifugación, obtener un plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento y células madre que posteriormente se infiltra mediante microinyecciones intradérmicas en la zona que se desea tratar.

  • Peelings médicos

El peeling dermatológico consiste en la aplicación de una solución de activos químicos para eliminar, de forma controlada, una capa determinada de la piel y estimular la renovación celular.
Nuestros peelings se clasifican en función de la profundidad de la acción que llevan a cabo, más superficiales o más profundos dependiendo del estado de la piel. En todos los casos se produce una exfoliación de las células muertas que potencia la renovación celular (en un intervalo de una semana a diez días) y se aporta luminosidad, difuminando pequeñas imperfecciones (manchas, marcas de acné, cicatrices).

  • Rejuvenecimiento de manos

Existen diferentes productos para ofrecer una apariencia más joven: ácido hialurónico, hidroxiapatita cálcica… que son depositados bajo la piel por medio de unas microinyecciones con agujas de un diámetro muy pequeño sin apenas ocasionar molestias al paciente y que estimulan la producción de colágeno. Con ello se consigue devolver a la piel el volumen perdido, mejorar la elasticidad y la hidratación. Se mejora la textura y la calidad de la piel, que aparece más tersa e hidratada.

  • Rejuvenecimiento de cuello

Se aplican pequeñas infiltraciones de Profhilo que es un ácido hialuronico específico para rejuvenecer y atenuar las arrugas cervicales provocadas por el paso del tiempo. Ayuda a mejorar la calidad de la piel y a eliminar las pequeñas arrugas de dicha zona.