Jump to content

What can I do with Mi Quirónsalud?
What can I do with Mi Quirónsalud?

imagen icono documento

Quick access to Quirónsalud laboratory test results and other documents

Quick access to Quirónsalud laboratory test results and other documents

To access test results, you must previously have been notified via email or test message.

imagen icono documento

Quick access to Quirónsalud laboratory test results and other documents

Quick access to Quirónsalud laboratory test results and other documents

To access test results, you must previously have been notified via email or test message.

Complete field

/ /

Complete field

Incorrect date entered

Complete field

I hereby declare that I hold custody rights over the minor whose medical records I am accessing at this time. Should I lose my rights of custody or guardianship for any reason, I endeavor to inform the hospital to this effect without delay.

You must accept the conditions

Pediatra destaca que la obesidad en los niños provoca que se desarrollen de forma precoz enfermedades consideradas de adulto

Se estima que desde que comenzó la pandemia, el peso de cada paciente infantil con sobrepeso se ha incrementado entre 2 y 4 kilos de media

La obesidad y el sobrepeso en los niños repercute directamente en su salud y predispone al desarrollo de enfermedades consideradas del adulto y que cada vez aparecen de forma más precoz en niños, como la hipertensión, dislipemias (alteraciones de los niveles de proteínas y lípidos en sangre), complicaciones cardiovasculares, problemas osteoarticulares y diabetes, según ha alertado Ruth Capitán, pediatra del Hospital Quirónsalud Córdoba.

La doctora Capitán ha explicado que antes de la pandemia de Covid-19, la obesidad y el sobrepeso ya eran un problema que afectaba a muchos niños y, aunque todavía no hay datos del impacto de la pandemia, se estima que el peso de cada paciente se ha podido incrementar entre 2 y 4 kilos de media en los niños que partían de una situación de sobrepeso.

La prolongada estancia en los hogares durante el período de confinamiento, con la limitación de la movilidad y el no poder realizar ejercicio físico, ha aumentado más el sedentarismo. Además, "la facilidad de acceso a la comida de manera continuada, a veces para romper el aburrimiento o disminuir la ansiedad que la situación nos generaba, ha aumentado el consumo de alimentos azucarados e hipercalóricos", según ha apuntado la pediatra. La pediatra Ruth Capitán.Imagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoLa pediatra Ruth Capitán.

En este sentido, ha resaltado que es preciso "comprometernos a mejorar el estado nutricional de los niños, ayudando y apoyando a los pequeños y a sus familias a revertir esta situación". Así, el principal objetivo debe ser promover la alimentación de calidad y hábitos de vida saludables, planificando la dieta de manera que sea nutritiva, divertida y saludable y combinarla con actividad física y ocio activo "evitando tantas horas delante de dispositivos electrónicos", ha indicado.

El mantenimiento de un peso normal garantiza un crecimiento adecuado físico, psíquico y social del menor y esto se consigue, ha señalado la doctora Capitán, de una manera multidisciplinar (pediatras, nutricionistas, psicólogos, familias y profesorado). La pediatra ha afirmado que los cambios positivos en el estilo de vida del paciente repercuten tanto en su salud como en su calidad de vida física y emocional.