Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog del Dr. Alfonso Vidal Marcos. Anestesiología y Reanimación. Hospital Sur.

La medida del dolor

El dolor es por definición algo subjetivo. Lo es porque no hemos sido capaces de desentrañar el misterio de la percepción y menos aúnn la interpretación y representación de cada experiencia-vivencia.

Las definiciones de dolor están llenas de matizaciones precisamente porque no podemos decir con certeza que es cada cosa.

Esta experiencia sensorial y emocional desagradable (por tanto, afectando al conocimiento, pero también a la de la afectividad) es conocida para todo el mundo. A todos nos duele alguna vez algo. Pero está definida en el marco de la experiencia individual y de la jerarquía de valores que gobierna nuestra vida.

Para intentar centrar y cuantificar la cuestión, se han desarrollado multitud de escalas, analógico visuales, gestuales y múltiples test y elementos cuantificables que nos permitan interpretar de una forma matemática la evolución y calidad de lo sentido-percibido por el paciente.

La medida del dolorLa medida del dolor

De alguna manera recuerda aquella anécdota de San Agustín al pasear por la orilla del mar pensando en la Santísima Trinidad y Dios, cuando encontró un niño intentando meter el mar en un pequeño agujero en la playa, y al decirle que eso era imposible, el niño respondió que más difícil era el dilema en el que él iba abstraído pensando. Esto es, como se pueden medir los sentimientos, los valores, las prioridades. ¿Qué cariño es más intenso?, ¿qué es antes la libertad o la justicia?, ¿la paz o la seguridad?

Los intangibles, son muy difíciles de cuantificar y por tanto dependen de la subjetividad individual. Nuestros esfuerzos para homogeneizar criterios y datos topan con la individualidad generando una desviación típica que depende del paciente, del terapeuta y del método de evaluación que a veces no permite llegar a una conclusión definitiva.

Sin embargo, hay algo en lo que todos estamos de acuerdo, lo injusto de la muerte de un niño, lo atroz de los crímenes de inocentes. Lo necesario de una protección, regulación para evitar ese dolor y ese sufrimiento innecesario.

Estamos de acuerdo cuando pensamos en esas pobres criaturas que mueren en accidentes de tráfico, en incendios, ahogados en piscinas o en el mar. Las autoridades nos recuerdan la prevención, nos exhortan a ser prudentes y nos advierten de las consecuencias de una transgresión de la ley, con la reclamación de responsabilidad.

La medida del dolorLa medida del dolor

¿No nos duelen los muertos de un accidente de avión, en un país cualquiera, de una compañía cualquiera? Un incendio, o inundación, catástrofe natural o atentado terrorista. Hombres, mujeres, turistas, trabajadores, jubilados o niños, llenos de vida e ilusión, damnificados inocentes de un mundo cruel y desatado.

¿No nos duelen esos niños en Palestina o Siria que juegan al balón en una playa en medio de la guerra?, todos los que viven en un área de conflicto entre dos rivales, todos los muertos en Gaza por la incursión de un ejército en defensa propia contra una población mayoritariamente civil y menor de edad?

¿No nos duelen los conflictos permanentes sin solución? ¿No nos duele que la ONU sea un organismo que no puede ni sostenerse a sí misma?, ni defender sus propias resoluciones, en la que algunas naciones tienen el legítimo derecho de defensa y en otras no tienen ni derecho a la vida sus ciudadanos.

La medida del dolorLa medida del dolor

¿Cuántos muertos de un lado compensan los muertos de otro? ¿Cuánto duele un israelí muerto? y ¿cuánto duele un palestino muerto? ¿Cuánto duele un inmigrante muerto en el Mediterráneo? ¿El dolor de los demás nos afecta de la misma manera que el propio?

El dolor es subjetivo, el dolor depende de la educación y de la cultura, el dolor está sujeto a la interpretación cortical, intelectual; y también social, económica y política, incluso a la relevancia en los medios o la hora de los informativos.

Queridos seres humanos, autoridades, líderes de opinión, por favor dadle una oportunidad a la paz, ayudadnos a acabar con todo el dolor y no solo con el dolor de los más próximos.

La medida del dolorLa medida del dolor

Insertar comentario
Comentario enviado con éxito. Gracias por su participación.
Comentario de blog
No será visible por otros visitantes del portal
Comentario:
Los campos obligatorios se encuentran marcados con un asterisco (*)
Buscador de Doloralia
Sobre este blog

Un blog de dolor, anestesia y reanimacion desde un punto de vista clinico y sanitario pero tambien social y cultural

Archivo del blog
Nube de etiquetas

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.