Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog Materno infantil del Hospital Quirónsalud Murcia

El entrenamiento del suelo pélvico, mejora las relaciones sexuales


La calidad de las relaciones sexuales de las mujeres puede mejorar enormemente con la ejecución de unos ejercicios muy simples que permiten tonificar la musculatura del suelo pélvico, una parte esencial del organismo femenino para que disfrutemos del sexo.

El suelo pélvico es un conjunto de músculos que se encuentran en la parte inferior de la cavidad abdominal. La falta de tono muscular en el suelo pélvico es la principal causa de Incontinencia urinaria de esfuerzo (pérdidas de orina ante cualquier esfuerzo abdominal: toser, estornudar, saltar, reír, hacer ejercicio…), puede provocar prolapsos (descenso de órganos como la vejiga, útero y recto) e incluso disfunciones sexuales.

Las disfunciones sexuales más habituales son: disminución y falta de sensibilidad sexual, disminución de la intensidad de los orgasmos o ausencia de ellos y sensaciones dolorosas durante el coito, entre otras.

Es muy frecuente que, tras haber tenido uno o más partos, las mujeres sientan que sus relaciones sexuales ya no son lo que eran antes. Esto es debido a que el embarazo y el parto es uno de los factores de riesgo más importantes en el debilitamiento del suelo pélvico por la presión y sobre estiramiento que sufre durante el mismo. Además, la presencia de cicatrices en el suelo pélvico (por episiotomía o desgarro), el estreñimiento, la tos crónica y deportes de saltos, entre otros, lo debilitan aún más.

Siendo el suelo pélvico la musculatura que le da el tono a la entrada de la vagina y la musculatura que se contrae en los orgasmos, es fácil entender que una debilidad de la misma puede provocar flacidez o apertura vaginal disminuyendo la estimulación durante el coito tanto en la mujer como en el hombre y dificultad para llegar al orgasmo.

Actualmente, todos estos problemas tienen solución de una manera fácil e indolora gracias a la fisioterapia uroginecológica. Este tratamiento fisioterápico tendrá unos objetivos concretos en el caso de debilidad de suelo pélvico y son los siguientes:

• Aprender a ubicar y reconocer la musculatura del suelo pélvico. Un gran porcentaje de las mujeres no sabe ni dónde se encuentra, ni qué función tiene el suelo pélvico.

• Ejercitar la contracción de la musculatura del suelo pélvico sin contraer simultáneamente la musculatura de nalgas o de muslos en caso de no ser necesario.

• Fortalecer la musculatura de suelo pélvico. Para ello podemos utilizar desde los famosos ejercicios de kegel y los abdominales hipopresivos, hasta ejercicios específicos con biofeedback , corrientes estimulantes, ejercicios de normalización abdomino-pélvica, conos vaginales, bolas chinas, etc.

• Aprender a integrar la musculatura de suelo pélvico en nuestra vida cotidiana. De esta manera, sabremos cómo protegerla ante esfuerzos hiperpresivos para evitar un debilitamiento de la misma, sabremos cómo trabajarla en cualquier momento del día y por supuesto, cómo utilizarla durante las relaciones sexuales para que éstas sean más satisfactorias tanto para la mujer como para el hombre.

Además de estos beneficios, estos ejercicios mejoran la lubricación vaginal y la elasticidad. En ocasiones, esta lubricación se altera por cambios como la utilización de métodos anticonceptivos de tipo hormonal, el uso de la píldora o el anillo, por presencia de hongos o irritaciones, estrés, etc.


En cuanto a los ejercicios de Kegel , con estos consejos y un mínimo de cinco minutos al día, te basta para empezar.

1) Localiza y siente los músculos de tu suelo pélvico. Para ello puedes ayudarte de un espejo, toca tu periné, inserta uno o dos dedos en tu vagina e imagina que se escapa la orina o un gas y quieres evitarlo.

2) Elige la postura en que te sea más fácil contraer tu suelo pélvico. Puedes comenzar con posiciones más sencillas como acostada boca arriba o de lado o sentada.

3) Mantén la corrección postural al hacer los ejercicios de Kegel. Intenta mantener la espalda recta y elongada y tu pelvis en posición neutra.

4) Contrae tu la musculatura del suelo pélvico de manera intensa manteniendo entre 3 y 10 segundos. Imagina que cierras y elevas la vagina y el ano. Recuerda no contraer ni los gúteos, ni los aductores, ni los rectos del abdomen. Tampoco contengas la respiración mientras realizas estos ejercicios.

5) Tras la contracción relaja lentamente. El tiempo de relajación debe ser al menos igual al tiempo de contracción.

6) Realiza de 2 a 5 series de contracciones. Descansa entre serie y serie para no fatigar a tu musculatura.

7) Si deseas una tabla de ejercicios personalizados no dudes acudir a un fisioterapeuta especializado en suelo pélvico. Te elaborará la pauta más adecuada a las condiciones de tu periné.


Dependiendo de cómo cuidemos nuestro suelo pélvico éste puede darnos muchas preocupaciones o muchas satistisfaciones.



Insertar comentario
Comentario enviado con éxito. Gracias por su participación.
Comentario de blog
No será visible por otros visitantes del portal
Comentario:
Los campos obligatorios se encuentran marcados con un asterisco (*)
Buscador de La gran aventura de ser madre
Sobre este blog

Un espacio materno infantil donde se resuelven las dudas frecuentes sobre la aventura de ser madre, desde el inicio hasta que nace el bebé. Hablamos de Pediatría, partos, lactancia, reproducción asistida, etc... Cómo cuidarte antes, después y durante el embarazo, qué necesitas y cómo prepararte para la llegada de tu bebé, sus cuidados, su alimentación y todo lo que quieras saber para esta nueva etapa que comienza lo encontrarás en nuestro blog. Un espacio donde cambiamos pañales, tenemos chupetes y te ayudamos a preparar el biberón para tu pequeño. Bienvenid@ a nuestra aventura, bienvenid@ a la etapa más emocionante de tu vida, ser mamá.

Nube de etiquetas

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.