Quirónsalud

Saltar al contenido

Blog de los Servicios de Oncología de los Hospitales Quironsalud de Murcia, Torrevieja y Valencia

Tengo cáncer, ¿Hay algo que dependa de mi?


Actitud y cáncerActitud y cáncer


El diagnóstico de cáncer cambia la vida de quien lo recibe y también las de las personas que le rodean. Es muy frecuente que, cargados de buenas intenciones, aconsejemos a un amigo o familiar que tiene cáncer que sea fuerte, que salga mucho a la calle, que se distraiga y sobre todo que tenga una actitud positiva. Incluso les decimos que estando tristes o con miedo nunca conseguirán mejorar. Sin embargo, cuando acompaño a personas que están pasando por un proceso oncológico veo que se sienten perdidos y que estos mensajes no sólo no les ayudan sino que pueden llegar a ser contraproducentes. Frecuentemente las preguntas que les surgen a los pacientes son: ¿Qué es tener una actitud positiva y cómo puedo tenerla con todo lo que estoy pasando? ¿Qué puedo hacer yo, hay algo que dependa de mi?

Ante el cáncer es normal y esperable que aparezcan diferentes emociones que varían de una persona a otra en función de muchos factores y de los diferentes estilos de afrontamiento. Por ejemplo, es normal que la persona que recibe el diagnóstico se sienta aturdida, paralizada, o al contrario, muy activa buscando intensamente información en internet. También es habitual que la persona sienta durante todo el proceso emociones encontradas como miedo, soledad, tristeza, incluso culpa o rabia preguntándose porque a mi, por que yo, si me cuido mucho, si no fumo, si no hago excesos….

Al contrario de lo que pueda parecer, la mejor actitud frente al cáncer no es anular o intentar no sentir las emociones que llamamos erróneamente negativas (rabia, miedo y tristeza) y estar siempre optimistas y de buen humor. Un buena actitud significa saber gestionar bien las emociones, entender que todas ellas, incluso las negativas, tienen una función básica muy saludable por lo que es importante sentirlas. Una buena actitud frente al cáncer supone saber identificar las emociones en nuestro cuerpo, darnos permiso para sentirlas y encontrar formas de expresarlas adecuadamente para poder así mantenerlas en niveles que nos ayuden en todo el proceso. Cada uno de nosotros somos diferentes por lo que también ante un cáncer tenemos necesidades diferentes y esa buena actitud implica también respetarse y atenderse a uno mismo tal cual es.

Por otra parte, otro aspecto que depende del paciente con cáncer es mantenerse informado pero en la cantidad justa, como un traje a medida, preguntando a los profesionales sanitarios que están llevando su caso, en función de lo que va necesitando en cada momento y de forma continuamente cambiante. Muy frecuentemente debido a la falta o el exceso de información aparecen pensamientos catastrofistas que predicen de forma negativa el futuro. Y si…no va bien, y si …este tratamiento no funciona, y si…. hay otros tratamientos mejores al que estoy recibiendo.

Además, cuando una persona diagnosticada de cáncer se maneja bien con todas las emociones que está sintiendo y es capaz de hablar de lo que le que ocurre, va a estar más receptiva ante el apoyo familiar y social, muy

importante en todo el proceso. Otro aspecto fundamental y que depende del propio enfermo es el compromiso consigo mismo de llevar una vida saludable tanto de alimentación y sueño como de ejercicio físico adaptado a cada momento del proceso, pero siempre desde el auto-respeto y sin excesivas exigencias.

Por tanto, lo que depende de una persona que está pasando por un proceso oncológico es la actitud con la que lo afronta, se trata de convertirse en el protagonista de su propia historia, viviendo lo que le está ocurriendo en presente, gestionando adecuadamente sus emociones, saneando los pensamientos, apoyándose en la familia y amigos, mimándose con la alimentación y el ejercicio físico y respetando sus tiempos y necesidades particulares.

"Lo que me ayudó a mí fue dedicar tiempo para detenerme y analizar la situación general. Obtener respuestas a mis preguntas me ayudó a tomar una buena decisión. Hice lo que yo necesitaba hacer y no lo que otras personas pensaban que yo necesitaba hacer y eso me dio tranquilidad". J.M paciente superviviente de cáncer

"Tener cáncer no es lo mejor que me ha pasado, pero fue un aprendizaje de vida, o tal vez decidí tomarlo así". C. S paciente superviviente de cáncer

"La actitud es una pequeña cosa que marca una gran diferencia" W. Churchill

Nuria Javaloyes, psicooncologa de Quirónsalud Torrevieja

Insertar comentario
Comentario enviado con éxito. Gracias por su participación.
Comentario de blog
No será visible por otros visitantes del portal
Comentario:
Los campos obligatorios se encuentran marcados con un asterisco (*)
Buscador de Tengo cáncer, ¿Y ahora qué?
Sobre este blog

Este Blog pretende ser una guía para pacientes y familiares donde encontraran información acerca de esta enfermedad, últimos avances en su tratamiento así como consejos de estilo de vida saludables para prevenir la enfermedad

Archivo del blog
Nube de etiquetas

La finalidad de este blog es proporcionar información de salud que, en ningún caso sustituye la consulta con su médico. Este blog está sujeto a moderación, de manera que se excluyen de él los comentarios ofensivos, publicitarios, o que no se consideren oportunos en relación con el tema que trata cada uno de los artículos.

Quirónsalud no se hace responsable de los contenidos, opiniones e imágenes que aparezcan en los "blogs". En cualquier caso, si Quirónsalud es informado de que existe cualquier contenido inapropiado o ilícito, procederá a su eliminación de forma inmediata.

Los textos, artículos y contenidos de este BLOG están sujetos y protegidos por derechos de propiedad intelectual e industrial, disponiendo Quirónsalud de los permisos necesarios para la utilización de las imágenes, fotografías, textos, diseños, animaciones y demás contenido o elementos del blog. El acceso y utilización de este Blog no confiere al Visitante ningún tipo de licencia o derecho de uso o explotación alguno, por lo que el uso, reproducción, distribución, comunicación pública, transformación o cualquier otra actividad similar o análoga, queda totalmente prohibida salvo que medie expresa autorización por escrito de Quirónsalud.

Quirónsalud se reserva la facultad de retirar o suspender temporal o definitivamente, en cualquier momento y sin necesidad de aviso previo, el acceso al Blog y/o a los contenidos del mismo a aquellos Visitantes, internautas o usuarios de internet que incumplan lo establecido en el presente Aviso, todo ello sin perjuicio del ejercicio de las acciones contra los mismos que procedan conforme a la Ley y al Derecho.